Anuncia gobernador más expropiaciones para permitir obras de la Conagua en Tabasco

miércoles, 18 de agosto de 2010

VILLAHERMOSA, Tab., 18 de agosto (apro).- El gobernador Andrés Granier anunció más expropiaciones en zonas donde los habitantes rechazan obras de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) para evitar inundaciones.
          Granier Melo se refirió a ranchería Ixtacomitán, en la periferia de esta capital, donde, dijo, hay personas que se niegan a salir e impiden la construcción de bordos de protección.
          Advirtió que de no lograrse acuerdos con las familias, la zona será expropiada como sucedió en la colonia Casa Blanca de Villahermosa.
      “Vamos a conciliar la semana que entra; si no se logra conciliar, por supuesto que expropiamos”, anticipó, y destacó que con las familias de Casa Blanca, que se negaban a salir, se logró acordar “y todo quedó arreglado”.
    Señaló que, una vez despejada la zona de Casa Blanca, la Conagua “no tiene pretextos” para culminar las obras de protección porque sigue lloviendo y aumentan los niveles de los ríos, incluyendo el Grijalva.
          Refirió que en Ixtacomitán “hay dos ventanas” que no pueden cerrarse porque la gente no quiere salir, un problema similar al que se enfrentó en Casa Blanca.
          Por su parte, diputados locales anunciaron que exhortarán al gobierno federal incluir en el presupuesto 2011 recursos para desazolve de los ríos Usumacinta y Grijalva y construir las escolleras del puerto de Frontera.
            En reunión de comisiones, los diputados aprobaron solicitar al presidente Felipe Calderón y al titular de la Conagua, José Luis Luege, realizar modificaciones al Plan Hídrico Integral de Tabasco (PHIT) para que en el ejercicio fiscal 2011 se incluyan el desazolve del Usumacinta y Grijalva que desembocan al Golfo de México por la  barra del Puerto de Frontera, Centla.
        Además, que se incluye el dragado del canal natural de ese puerto y se terminen las escolleras.
    La preocupación de los legisladores estriba en que, de acuerdo con pronósticos meteorológicos, Tabasco enfrentará fuertes lluvias igual o superior a las que se registraron a finales de 2007 que causaron más de un millón de damnificados en todo el estado, principalmente en esta capital.
      La Conagua reportó que, en 17 días, Tabasco alcanzó su promedio normal de lluvias para todo el mes de agosto, que es de  292 milímetros.
La dependencia resaltó que el río Grijalva, frente a esta capital, subió 26 centímetros de su nivel crítico y seguirá aumentando por la onda tropical número 23 que se espera llegue a Tabasco en los próximos días.