Zeferino Torreblanca arremete contra Aguirre Rivero; le dice "parásito, ladrón..."

miércoles, 30 de noviembre de 2011
ACAPULCO. Gro. (apro).- El exgobernador, Zeferino Torreblanca Galindo arremetió contra el actual mandatario, Ángel Aguirre Rivero, a quien calificó de parásito, corrupto, cínico y ladrón, durante un acto público al que asistieron sus familiares, excolaboradores y algunos ciudadanos. Torreblanca denunció que la flota aérea oficial es utilizada por familiares de Aguirre y secretarios de despacho para actividades personales, incluso señaló que un helicóptero del gobierno de Guerrero fue puesto a disposición del excandidato perredista al gobierno de Michoacán, el senador con licencia Silvano Aureoles. Y responsabilizó a Aguirre y "sus secuaces" de la narcoviolencia que hundió este puerto en una crisis de inseguridad y colapso económico en el sector productivo. Ello debido a que Aguirre dejó pasar siete meses de confrontación entre las bandas que se disputan la plaza, antes de solicitar al gobierno federal la implementación del operativo de seguridad Guerrero Seguro, indicó Torreblanca. “¿A quién hay que culpar de no ser oportuno de haber pedido con tiempo la fuerza pública, en lugar de tener negocios cerrados, y familias que están desbaratadas y dejando Acapulco?”, soltó Zeferino. También, el exmandatario aseguró que Aguirre es una " involución" para Guerrero y que las inhabilitaciones y demandas penales del actual gobierno contra sus colaboradores, son acciones de venganza porque, dijo, no le entregó el dinero que el Ejecutivo le pidió durante la pasada campaña. En el acto realizado por la tarde en un salón del hotel Crown Plaza, que significó su primera aparición pública en la entidad después de ausentarse ocho meses, Torreblanca señaló que decidió hablar porque el gobernador Aguirre “se puso a la cabeza” de lo que calificó como infundios contra su administración y advirtió: “el que se lleva se aguanta”. Luego, responsabilizó a Aguirre de cualquier "circunstancia" que le suceda a él y su familia debido a que, acusó al gobernador de haber desapareció un fideicomiso que garantizaba su seguridad, a través de escoltas. “Mi pecado fue no haberle dado el dinero que Aguirre me pidió; de que estaba convencido de que es una involución para Guerrero y porque no tragué estiércol”, soltó Torreblanca en referencia a la candidatura de Aguirre que fue avalada por el PRD. Ya encarrerado, Torreblanca anunció, frente a unas 500 personas, que aspira volver a contender por la alcaldía de Acapulco, pero ahora por el PAN. En su intervención, donde estuvo apoyado por una presentación multimedia, Torreblanca denunció que actualmente las aeronaves del gobierno estatal, son utilizadas por familiares del Ejecutivo y secretarios de despacho para uso particular. Incluso dijo que el polémico helicóptero destinado para emergencias médicas de la Secretaría de Salud, que durante el periodo de Torreblanca fue utilizado por el regidor priista de Acapulco, Fernando Reyna Iglesias para esquiar en una laguna, ahora en el gobierno de Aguirre es usado para pasear amantes y lo llamó: "el helicóptero del amor". Entre las personas que usan la aeronave para estos fines, señaló al hijo del gobernador, el actual diputado federal del PRI, Ángel Aguirre Herrara; su hermano, el actual Coordinador del Ejecutivo, Carlos Mateo Aguirre y el secretario de Finanzas, Jorge Salgado Leyva. Afuera del acto donde estuvieron los zeferinistas, un grupo de ejidatarios de Puerto Marqués, que fueron desalojados violentamente durante la pasada administración, se manifestaron sobre la avenida costera Miguel Alemán en contra de la visita de Torreblanca. Al respecto, el exgobernador calificó esta protesta como una prueba de que el gobierno de Aguirre lo quiere arrinconar y le sugirió que en lugar de que “suelte a sus perros”, llame a la cordura y conciliación para evitar enrarecer el ambiente político de la entidad. Torreblanca, aseguró que en este gobierno se infló la nómina del sector central del Ejecutivo y señaló que Aguirre y el exgobernador René Juárez Cisneros son los causantes del quebranto financiero que padece la Secretaría de Educación en Guerrero (SEG), al haber otorgado 10 mil plazas para docentes y 45 días de aguinaldo para el sector magisterial, sin techo presupuestal. Luego, anunció que este miércoles, visitará esta capital para dirigir el mismo mensaje en contra de Aguirre y en defensa de la administración que encabezó de 2005 a 2011.