Acudirá Oaxaca a la Corte para resolver conflicto agrario

domingo, 6 de noviembre de 2011
OAXACA, Oax. (apro).- Con el compromiso de que el gobierno de Oaxaca presentará una controversia constitucional ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) para que resuelva sobre el conflicto –por la posesión de cuatro mil 975 hectáreas–, los comuneros de San Antonio Chimalapa liberaron al ejidatario chiapaneco Jorge Humberto Luna Salinas. Luna Salinas fue retenido el pasado viernes después de dos enfrentamientos que se registraron entre comuneros oaxaqueños y ejidatarios chiapanecos que dejaron por lo menos 10 lesionados y un desaparecido, según reportaron fuentes militares. La asamblea de comuneros acordó liberar al ejidatario chiapaneco este domingo a las 02:20 horas y entregarlo al coordinador regional de gobierno Javier Jiménez Herrera, con el compromiso de que no se levantarán cargos penales en contra de ellos. Por su parte, el gobernador Gabino Cué adelantó que el próximo martes sostendrá, junto con su homólogo de Chiapas, una reunión en la Secretaría de Gobernación para atender el conflicto de los Chimalapas donde se encuentran en disputa cuatro mil 975 hectáreas y que ha generado enfrentamientos entre comuneros de Oaxaca y ejidatarios chiapanecos. De entrada, dijo, pedirá que la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) suspenda los permisos de explotación forestal en la zona de conflicto para evitar cualquier confrontación. Luego de hacer un llamado a las partes en conflicto a guardar la calma porque no es con la confrontación como se va a resolver el problema, manifestó que en la zona se instaló una Base de Operaciones Mixtas –Ejército y policías estatales de Oaxaca y Chiapas– para resguardar el orden. Sin embargo, comuneros de los Chimalapas reprocharon al gobierno de Oaxaca haberlos dejado en la orfandad porque cuando se agudizó el conflicto, el gobierno de Chiapas inmediatamente apoyó a los ejidatarios. “Su gobierno sí los quiere porque les envió policía a resguardarlos, les dio víveres y mandó al fiscal (especial para la atención de grupos vulnerables de esa entidad, Nelson Escobar), para que estuviera pendiente y el de aquí nos abandonó y reaccionó muy tarde”. Mientras tanto, en la zona permanece la Base de Operaciones Mixtas con unos 200 militares, 300 policías chiapanecos y 100 de Oaxaca. El pasado viernes, habitantes de San Antonio que se dirigían a la comunidad de Benito Juárez fueron agredidos por habitantes de la comunidad chiapaneca Gustavo Díaz Ordaz cuando pretendían pasar para trasladar víveres. Durante los enfrentamientos resultaron lesionados los comuneros Benito Arreola Camacho, de 28 años, Filiberto Gutiérrez Vásquez, de 45 y María Salomé García, de 35 años. Por su parte, el presidente del ejido Gustavo Díaz Ordaz, Emilio Hernández Pérez, informó que en los hechos violentos resultaron lesionados los ejidatarios Guadalupe Alejandro Lambarena y Fredy Pérez. Además, habitantes de San Antonio Chimalapa retuvieron por espacio de 48 horas al ejidatario chiapaneco Jorge Humberto Luna Salinas, quien fue liberado la madrugada de este domingo. El secretario general de Gobierno, Jesús Martínez Álvarez, explicó que el conflicto se agravó desde 2009, cuando un camión de madera proveniente del estado de Chiapas fue retenido por parte de los comuneros oaxaqueños al considerar que la madera provenía de sus bosques. En represalia, en marzo de 2011, los comuneros chiapanecos de Díaz Ordaz detuvieron un camión cargado con 15 toneladas de resina perteneciente a San Antonio y Benito Juárez. Sin embargo, el conflicto se tornó más tenso desde el pasado 20 de octubre cuando comuneros de los Chimalapas bloquearon el camino a pobladores del ejido chiapaneco Gustavo Díaz Ordaz. Por tal razón, el 22 de octubre, los procuradores de Oaxaca y Chiapas acordaron la instalación de una base de operaciones mixtas con policías de ambos estados y el Ejército. Por su parte, habitantes de Rodulfo Figueroa también bloquearon el camino a San Antonio en apoyo a los ejidatarios de Díaz Ordaz. Cabe recordar que el conflicto agrario en esta zona de Chimalapas es por cuatro mil 975 hectáreas, el cual se originó en 1967 entre el ejido Gustavo Díaz Ordaz perteneciente al municipio de Cintalapa, Chiapas y las comunidades de Benito Juárez y San Antonio pertenecientes a San Miguel Chimalapas, Oaxaca. Por tal razón, el responsable de la política interna oaxaqueña, Jesús Martínez Álvarez, declaró que presentará ante la SCJN, una controversia constitucional para resolver los problemas agrarios y definir los límites entre los estados de Oaxaca y Chiapas.