Presenta el PRI a cinco aspirantes al gobierno de Tabasco

lunes, 26 de diciembre de 2011
VILLAHERMOSA, Tab., (apro).- Ante amagos de rebelión por presunta “imposición” desde el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del PRI, el delegado Antonio González Curi dejó “muy en claro” que sólo los priistas tabasqueños decidirán quién será su candidato al gobierno de la entidad. Aseguró que lo único que pretende el CEN ser es garante de la transparencia del proceso interno del tricolor para elegir abanderado a la gubernatura. “No me gusta la palabra, pero para ser claro, aquí no hay línea, no hay favoritos, no hay decisiones tomadas en este momento”, sostuvo el exgobernador de Campeche en rueda de prensa en el Comité Directivo Estatal (CDE), donde fueron presentados cinco aspirantes finalistas al gobierno del estado, de una decena anotados inicialmente. En la recta final quedaron el exsecretario de Salud, Luis Felipe Graham; la diputada federal Georgina Trujillo; los exalcaldes de Centro (Villahermosa), Evaristo Hernández Cruz y Jesús Alí de la Torre, y el senador con licencia Francisco Herrera León. González Curi les garantizó reglas claras y equidad en la contienda interna, pero siempre respetando los tiempos estatutarios y legales. Informó que hacia la segunda quincena de enero deberá concluir el proceso interno para elegir “democráticamente” al candidato o candidata al gobierno del estado para la elección del 1 de julio de 2012. El presidente del CDE, Miguel Alberto Romero, dijo que será este martes 27 cuando el Consejo Político Estatal (CPE) decida el método para elegir abanderados para la gubernatura, 17 presidencias municipales y 35 diputaciones locales. Destacó que los aspirantes a la gubernatura convinieron trabajar en torno a la unidad del tricolor y que la dirigencia estatal continuará en la búsqueda de un proceso equitativo y transparente, “en el cual todos tengan las mismas oportunidades de aportar lo mejor de sí en favor del PRI”. El priismo tabasqueño aceleró la “depuración” de los aspirantes a la gubernatura ante la creciente inconformidad por el atraso y denuncias de que Benito Neme Sastré, hijo del exgobernador Salvador Neme Castillo y compadre del candidato presidencial, Enrique Peña Nieto, pretende consumar la “imposición” de Jesús Alí de la Torre, por vínculos de sangre y descendencia sirio-libanesa. El exsecretario de Salud, Luis Felipe Graham, el más fuerte aspirante, según encuestas, exigió que la candidatura del PRI “se defina en Tabasco”. Entrevistado por una televisora local, dijo que sería “lamentable” y “reprobable” que desde fuera del estado se intentara imponer abanderado y demandó a la dirigencia estatal del partido llevar “las riendas” del proceso interno. Para seleccionar al candidato se debe preguntar a la ciudadanía en la calle, pues ésta es la que conoce las biografías, trayectorias y desempeño de cada uno de los aspirantes, manifestó. Y reiteró que él participará bajo cualquier método que se utilice para designar candidato, pero siempre bajo “reglas claras”, acotó. El diputado local priista, Fernando Morales Mateos, repudió cualquier “intento de imposición” del candidato desde el CEN y recordó cómo en 1995 el priismo tabasqueño se rebeló contra “el centro”, cuando el entonces presidente Ernesto Zedillo quiso sacar de la gubernatura a Roberto Madrazo. “Al candidato a la gubernatura lo vamos elegir los priistas tabasqueños y nadie más. No queremos que se repita lo de 1995”, advirtió.

Comentarios