Denuncian "escalada de violencia" contra activistas de Chiapas

lunes, 28 de febrero de 2011

MEXICO, DF, 28 de febrero (apro).- Decenas de organizaciones no gubernamentales y personalidades de Europa, América Latina y Estados Unidos lamentaron hoy la “escalada de violencia” contra integrantes de grupos indígenas en México, así como el ilegal encarcelamiento de tres abogados del Centro de Derechos Humanos ‘Digna Ochoa’ en Tonalá, Chiapas.
    En un comunicado fechado en Barcelona, España, dichas agrupaciones destacaron que el director del Centro ‘Digna Ochoa’, Nataniel Hernández, así como los abogados José María Martínez Cruz y Eduardo Alonso Martínez, fueron arrestados el pasado martes 22, cuando pretendían documentar las detenciones de productores que protagonizaron un bloqueo vial entre Tonalá y Pijijiapan, en respuesta a las “agresiones, detenciones y desplazamientos” ocurridos en la entidad.
    Con los abogados fueron detenidas 16 personas más, pero hasta este lunes 28 sólo permanecen encarcelados, en el penal del Amate, los tres defensores, quienes enfrentan acusaciones de “motín”.
    En tanto, el Consejo Autónomo Regional de la Zona Costa destacó que la movilización del día 22 respondió a los constantes actos de “privación de libertad a personas inocentes y las agresiones por parte de cuerpos de seguridad del estado, así como de organizaciones paramilitares y con la connivencia de aquéllos”.
    Las organizaciones no gubernamentales, la gran mayoría de apoyo a Chiapas, detallaron que en febrero último la escalada represiva tuvo un repunte y aportaron datos sobre esos hechos.
    Por ejemplo, la detención “arbitraria” de 117 campesinos de San Sebastián Bachajón el pasado jueves 3 de febrero. La aprehensión de dichas personas se produjo, refirieron, “cuando se encontraban reunidos para exigir que se respeten sus derechos históricos y colectivos como pueblos indígenas, dentro de un proceso lleno de irregularidades”.
Hasta el momento, una decena de ellos continúan detenidos, entre ellas un menor, “con cargos muy graves no comprobados”.
    Días después, el 13 de febrero, integrantes paramilitares de Alas de Águila Ejército de Dios atacaron la comunidad de Mitzitón “ante la presencia de policía, Ejército y representantes del gobierno”, dejando un saldo de varios lesionados de gravedad.
Debido a esa situación, los quejosos destacaron que la comunidad “sigue temiendo por su integridad” por las amenazas del grupo paramilitar, algunos de cuyos integrantes fueron detenidos.
    Derivado de estas agresiones, explican, organizaciones sociales realizaron el 22 de febrero una jornada de protesta a escala estatal, entre ellas el bloqueo carretero entre los municipios de Tonalá y Pijijiapan, en la zona costa de Chiapas.
    “Cuando ya se había desbloqueado la vía y mientras en Tonalá se encontraban reunidos en una mesa de diálogo representantes de las organizaciones con miembros del gobierno, empezaron las detenciones indiscriminadas y al cerco a las personas que quedaban en el lugar donde se había producido el corte”, mencionaron los grupos civiles.
    Los activistas del Centro ‘Digna Ochoa’, continuaron, “se desplazaron hasta el lugar de los hechos para ver qué estaba pasando y justo ahí fueron detenidos y trasladados a dependencias policiales junto a otras 16 personas.”
    Por ello, las organizaciones y personalidades firmantes del comunicado exigen la “libertad inmediata sin cargos de las personas injustamente detenidas” en Chiapas.
    Luego de anunciar que realizarán movilizaciones de apoyo, las organizaciones y personalidades demandan el “cese del hostigamiento y las agresiones hacia las comunidades, luchadores sociales y defensores de derechos humanos”, así como el respeto a los derechos de las personas y los pueblos”.
    Entre las ONG solidarias, destacan las españolas Grupo de Apoyo a la Zona Costa, Mexicanxs en Resistencia desde Barcelona; Grupo de Investigación en Derechos Humanos y Sostenibilidad de la Cátedra UNESCO, de la Universidad Politécnica de Catalunya; Plataforma de Solidaridad con Chiapas, de Madrid, así como el músico Manú Chao.
    De otros países europeos, Asociación ¡Ya Basta!, de Italia; Caracol Eco de Latido en Solidaridad, de Austria, y Bernard Riguet, de Francia.
    De América Latina, firman organizaciones de Argentina, México, Honduras, Colombia, Brasil, Chile y Perú