Confusión en el gobierno de Veracruz por deuda pública

jueves, 7 de abril de 2011

JALAPA, Ver, 7 de abril (apro).- El secretario de Finanzas y Planeación, Tomás Ruiz, negó hoy que la deuda pública del gobierno estatal ascienda a 35 mil millones de pesos, como se consigna en el Plan Veracruzano de Desarrollo (PVD), en el rubro de “obligaciones financieras”.

Diputados de oposición han señalado que la deuda total, directa e indirecta, que tiene el gobierno de Veracruz ronda los 40 mil millones de pesos. Sin embargo, Tomás Ruiz, respondió a los legisladores de actuar con intereses particulares para sumar “peras con manzanas”.

Aclaró que la deuda neta de Veracruz asciende a 10 mil millones de pesos, y sostuvo que ésta es mucho menor a la que enfrentan otras entidades del país, como el Estado de México, el Distrito Federal y Nuevo León.

A finales de marzo, el gobernador del estado, Javier Duarte de Ochoa, envió al Congreso del estado el Plan Veracruzano de Desarrollo en el cual menciona que las obligaciones financieras integradas por el financiamiento bancario directo y las emisiones bursátiles contabilizan 19 mil 196 millones de pesos, mientras que los pasivos circulantes a proveedores, contratistas, prestadores de servicios y otros, registran un saldo de 16 mil 200 millones al termino de 2010. Es decir, un total de 35 mil 396 millones de pesos.

“El crecimiento del saldo de la deuda pública del gobierno del estado implica que una proporción importante de los recursos presupuestados deberán dedicarse al servicio de la misma, limitando los márgenes de maniobra de las finanzas públicas estatales”, se precisa en la página 150 del PVD entregado por Duarte.

Hoy, el titular de la Sefiplan, aunque admitió que la deuda con proveedores, contratistas y prestadores de servicios es el del orden de los 16 mil millones de pesos,  negó que Veracruz sea uno de los estados más endeudados del país y, quienes han dicho lo contrario, “queriendo sumar peras con manzanas, es totalmente falso”.

Entrevistado, Ruiz González señaló que el activo circulante se refiere a los recursos que la administración estatal adeuda por concepto de obras y acciones que se realizaron o que están en proceso y, esto, “no representa una deuda como tal, pues se refiere a las acciones y compromisos del estado que se liquidará conforme a lo programado”.

E insistió: “El pasivo circulante (por más de 16 mil millones de pesos) es una cuenta por pagar de un resultado natural de la operación, son obras en desempeño, obras que se están llevando a cabo y en ese sentido, se tienen que ir cubriendo y pagando conforme van avanzando.”

La deuda como tal, derivada de un empréstito a largo plazo y que aprobó el Congreso local desde la anterior administración estatal, apuntó, “es de 10 mil millones de pesos, este es realmente el único concepto de deuda como tal, aunque algunos han insistido en sumarle otros conceptos que no van en este monto, entre ellos, el pasivo circulante que hemos explicado es una cuenta por pagar”. 

Pero, para diputados de oposición la deuda pública que el ex gobernador Fidel Herrera Beltrán heredó a la actual administración estatal podría superar los 40 mil millones de pesos, entre directa e indirecta y, por ello, celebraron que en el PVD se esté reconociendo que los compromisos financieros del estado ascienden a 35 mil millones.

Comentarios