Gobierno de Zacatecas continúa con la búsqueda de cazadores desparecidos

jueves, 7 de abril de 2011

ZACATECAS, Zac., 7 de abril (apro).- La procuraduría General de Justicia del estado (PGJE) aseguró que continuará con la búsqueda de los ocho cazadores leoneses desaparecidos desde diciembre pasado en esta entidad.

“No se está dando carpetazo” al asunto, dijo el procurador Arturo Nahle García, y reiteró que hay un  avance en las investigaciones del caso, además de las consignaciones ya efectuadas.

No obstante, el funcionario estatal insistió en que los sicarios que murieron en un enfrentamiento con el Ejército en el municipio de Tabasco, el pasado 9 de febrero, fueron los responsables de la desaparición de los cazadores, aunque admitió que fueron policías municipales de Joaquín Amaro quienes los entregaron al grupo armado.

“Sé que no es una buena noticia para los familiares que (los sicarios) estén todos muertos, porque esto complica la posibilidad de encontrarlos”, dijo, y recordó que está pendiente la identificación y localización de una mujer que iba con el grupo armado y que incluso aparece en los videos de la cámara que el Ejército encontró en la casa de seguridad en Tabasco.

En ese lugar también fueron localizadas dos armas pertenecientes a los cazadores, así como dos camionetas –una Avalanche negra con placas de Nuevo León y una Toyota, también negra, con placas de Jalisco– identificadas en los videos de la gasolinera donde los policías preventivos entregaron a los cazadores.

Nahle señaló que aunque Antonio Olivares, El Tongas, el único testigo en la desaparición de los cazadores de León, Guanajuato, no ha logrado ubicar  la otra gasolinera a donde llegó tras escapar del grupo armado, “ahora sabemos que está en la región de Fresnillo, donde no habíamos buscado, pero vamos a seguir revisando”.

Ayer, familiares de los ocho cazadores leoneses desaparecidos rechazaron la versión del procurador de Justicia zacatecano, quien la noche del martes 5 aseguró que los sicarios que murieron en un enfrentamiento con el Ejército en el municipio de Tabasco fueron los responsables del secuestro del grupo.

Los familiares se dijeron inconformes e insatisfechos con la versión de Arturo Nahle y pidieron al procurador de Justicia de Guanajuato, Carlos Zamarripa Aguirre, su intervención para que la Procuraduría General de la República (PGR) atraiga las investigaciones.

Comentarios