Ofrece Cué imparcialidad frente al proceso electoral 2012

martes, 3 de enero de 2012
OAXACA, Oax., (apro).- El gobernador Gabino Cué Monteagudo advirtió que “cualquier funcionario que incurra en prácticas de proselitismo, y use en ello bienes y recursos del pueblo, será cesado de su cargo”. Y agregó que ante el proceso electoral federal 2012, en que se renovarán los poderes Ejecutivo y Legislativo, el gobierno de Oaxaca no tiene candidatos ni preferencias partidarias, por lo que se mantendrá alejado de prácticas proselitistas y la acción de los partidos políticos. En rueda de prensa para dar a conocer las proyecciones de su gobierno para este año, Cué Monteagudo aclaró que tiene buena relación con todos partidos políticos y con los aspirantes a la Presidencia de la República, sin embargo, aseguró que Oaxaca “no tiene candidatos ni preferencias partidistas”. Sostuvo que “aquí recibiremos a todos y facilitaremos las cosas para que se desarrolle una buena competencia. Nuestro deseo es que ganen los mejores y que Oaxaca siga teniendo buena relación con sus diputados, sus senadores y con el próximo presidente de la República, para que nos vaya bien a México y a Oaxaca”. Hizo hincapié en que a quienes tienen aspiraciones legítimas para contender en los procesos electorales los ha conminado a separase de su función y proceder de conformidad a los términos que la ley prevé para ello. No obstante, adelantó que su administración generará condiciones óptimas para que las campañas políticas se realicen en condiciones de orden, seguridad y tranquilidad, ofreciendo garantías para partidos y candidatos de cualquier signo político, con respeto a la pluralidad y sin inmiscuirse en el proceso electoral en marcha. Antes, el gobernador resaltó que 2012 es un año “atípico”, pues no sólo habrá elecciones federales, sino relevo en la sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) y en la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca (UABJO). Aunado a ello, la agenda incluye la temporada de lluvias, huracanes y de sequía, la atención a 36 conflictos agrarios, el asunto de los Chimalapas y de los triquis, así como de la Sierra Sur por su alta conflictividad social, donde el gobierno debe estar preparado para atender cualquier contingencia. Destacó que se tienen previstos 15 proyectos de alcance sexenal para impactar en el desarrollo de Oaxaca, entre los que sobresalen un Centro Cultural y de Convenciones, el rescate de los ríos Salado y Atoyac, y la presa Paso Ancho, así como las carreteras al Istmo y la Costa, entre otros. Detalló que la construcción de la presa y el acueducto de Paso Ancho resolverá hasta por 40 años el problema del agua en la ciudad de Oaxaca y los municipios conurbados, y para ello se destinaron 3 mil 500 millones de pesos. “Cada secretaría sabe cuál es su foco de atención, a qué acciones tiene que dedicarle más horas de trabajo, porque para nosotros el tiempo es lo más importante, y porque el 2012 es año electoral, por lo cual tenemos que apresurar las obras iniciadas el año pasado, y empezar las obras prioritarias y estratégicas”, puntualizó. Otro proyecto es el rescate de los ríos Salado y Atoyac, que implica saneamiento, seguridad y aprovechamiento, “una obra que vale más de 2 mil millones de pesos”, agregó. Asimismo, la construcción del Centro Cultural y de Convenciones, donde se podrían concentrar el Conservatorio de Música, el Archivo General del Poder Ejecutivo y la Cineteca Oaxaca, además de los servicios que requiere el turismo de convenciones. Además, se prevé el arranque de la construcción de un Polideportivo en la ciudad de Oaxaca de Juárez, así como la continuación y culminación de los proyectos carreteros que unirán a la capital con las regiones de la Costa y el Istmo de Tehuantepec, entre otras. Para esta administración, la política social seguirá siendo la columna vertebral, por lo que se intensificará el alcance de los 10 programas Bienestar, dando prioridad a 172 municipios con alto grado de marginación y pobreza, con el fin de disminuir las disparidades sociales y económicas que afectan a las comunidades más pobres del estado, aseguró.

Comentarios