Impiden construcción de polideportivo en tierras comunales

lunes, 9 de enero de 2012
PUEBLA, Pue., 9 de enero (apro).- Habitantes de la comunidad náhuatl de San Bernardino Tlaxcalancingo, perteneciente al municipio de San Andrés Cholula, impidieron que el gobierno local y estatal, conjuntamente con la empresa española República Sana, pusieran en marcha la construcción de un complejo polideportivo. El secretario general de la Junta Auxiliar de Tlaxcalcingo, Moisés Cóyotl, dijo que desde el 6 de diciembre pasado enviaron un escrito al ayuntamiento de San Andrés Cholula y al gobernador Rafael Moreno Valle para notificarles que estaban en contra de esa obra, al considerar que ésta atenta contra la identidad cultural de la comunidad. Y es que, explicó, el polideportivo, en el que se proyectan invertir unos 90 millones de pesos, pretende construirse en tierras comunales que actualmente se usan para ritos religiosos y donde año con año se realizan la Feria del Nopal de Tlaxcalcingo. Desde la mañana, más de mil habitantes de esa comunidad tomaron posesión del terreno que se ubica en el kilómetro 6 de la carretera federal a Atlixco para impedir que la empresa constructora iniciara la obra. Aunque el alcalde de San Andrés Cholula, Miguel Ángel Huepa, trató de convencer a los inconformes sobre los beneficios que traería la edificación de ese complejo deportivo, los pobladores insistieron en su rechazo, al considerar que de alguna forma representaría la privatización de un espacio comunal, que además sería entregado a inversionistas extranjeros. Habitantes de la comunidad náhuatl repicaron este día las campanas para convocar a la resistencia, al tiempo que montaron guardias en el terreno de aproximadamente cuatro hectáreas para evitar que ingrese maquinaria de la constructora española. Ante la postura de la comunidad, Huepa anunció que la construcción del polideportivo quedará suspendida y que se buscará un nuevo terreno para llevar a cabo el proyecto. Rechazan libramiento Este lunes, también integrantes del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra y Agua de la Región de la Malinche anunciaron que entregarán al gobernador un escrito para pedirle que suspenda el proyecto de construcción del Libramiento Norte, el cual afectará tierras de cultivo para más de 3 mil campesinos de la zona. Además, esta organización advirtió que el día del Informe de Moreno Valle, el próximo 15 de enero, harán una marcha para exigir la suspensión de la obra.

Comentarios