Arquidiócesis de Oaxaca separa a sacerdote acusado de pederastia

viernes, 1 de junio de 2012
OAXACA, Oax. (apro).- La Arquidiócesis de Antequera-Oaxaca separó provisionalmente de su parroquia al cura Gerardo Silvestre Hernández para coadyuvar en las investigaciones que realiza la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) sobre un presunto caso de pederastia. En un comunicado firmado por el vicario judicial adjunto, Zeferino Cruz Joaquín; el apoderado legal, Francisco Wilfrido Mayrén Peláez, y el notario de la comisión, Pedro Mendoza Nicio, la Arquidiócesis reiteró que tiene “total y absoluta disponibilidad para investigar y esclarecer los hechos denunciados”. Como muestra de ello, “nos ponemos a disposición de las autoridades correspondientes para coadyuvar en todo lo necesario, de manera que se conozca la verdad y se haga justicia a quien corresponda”. Sin embargo, manifestaron su “extrañamiento” por la forma en que ha sido tratado el asunto, pues nadie desconoce que los delitos deben ser denunciados penalmente ante las autoridades ministeriales. Además, consideraron que “da la impresión de que existe la intención de un linchamiento mediático a una persona y a la institución que representa”. Enseguida cuestionaron a la prensa porque “los periodistas no son ministerios públicos, ni jueces los medios de comunicación. Lo que pretende la Arquidiócesis es que la PGJE cite a comparecer a todas las personas involucradas en la denuncia para que aporten datos y ofrezcan pruebas. Cabe recordar que el 18 de mayo se dio a conocer que un menor de nueve años fue presuntamente abusado sexualmente por un sacerdote que cubría un interinato en San Pablo Huitzo, y esa agresión generó trastornos en el estudiante a tal grado que en dos ocasiones intentó suicidarse. A decir del padre del menor, fue el propio párroco Jorge Pérez quien le hizo saber que su sustituto tenía varias acusaciones de pederastia en Santiago Camotlán y en Villa Alta, en la Sierra Norte. Los familiares informaron que el menor ha sido ingresado a la Asociación para el Desarrollo Integral de Personas Violadas y cuestionó a la jerarquía católica por su “inacción”, así como a la Procuraduría porque no ha consignado al juez la averiguación previa 22/DS/2012 iniciada por violación a varios menores.

Comentarios