Desarman y retienen a 10 policías por conflicto limítrofe en Oaxaca

jueves, 14 de junio de 2012 · 17:18
OAXACA, Oax. (apro).- El secretario de Seguridad Pública del estado, Marco Tulio López Escamilla, confirmó que pobladores de San Mateo del Mar tomaron como “rehenes” a 10 elementos de la Policía Estatal, a quienes encerraron en el palacio municipal para presionar a las autoridades a que intervengan en el conflicto limítrofe que mantienen con sus vecinos de Santa María del Mar. El funcionario precisó que mientras patrullaban la zona de conflicto para evitar una confrontación entre los pueblos huaves, los uniformados fueron “retenidos” y “desarmados” por los habitantes de San Mateo del Mar. Agregó que a casi 24 horas del “secuestro agravado”, continúa el diálogo entre el Secretaría General de Gobierno y las autoridades de la localidad para que liberen a los policías. En entrevista radiofónica, López Escamilla detalló que a los elementos policiacos “se los llevaron con todo y patrulla y los tienen encerrados en el palacio municipal. Hasta ahí –dijo– se trasladó el comandante de la región con el propósito de dialogar con ellos (los pobladores), porque efectivamente es un problema municipal y la policía sólo está dando seguridad, pero aquél también fue retenido junto con su escolta”. Destacó que “con motivo del conflicto que existe entre San Mateo del Mar y Santa María del Mar, destacamos una partida en la zona del conflicto para evitar que hubiera agresiones, (y) la razón de la detención es para presionar y llegar a un acuerdo, pero los policías están en calidad de rehenes”. Añadió: “Estaremos en las negociaciones para llegar a un acuerdo para liberar a los 10 policías, ya que somos completamente ajenos al conflicto que se está suscitando. Únicamente estamos ahí para brindar seguridad a los dos pueblos”. López Escamilla no descartó una intervención de la policía para rescatar a los uniformados, sin embargo, dijo, “vamos a ponderar en términos de la Ley de Fuerza que se resuelva esto mediante el diálogo para no tener que llegar a una acción que no descartamos, por supuesto. Confiamos en la voluntad y capacidad de diálogo que tengan los diferentes interlocutores a efecto de que se resuelva de la manera más favorable para todos”. Hizo hincapié en que ya presentaron una denuncia porque “estamos ante la presencia de un delito de flagrancia por secuestro agravado, por la calidad de autoridades que tienen en las instancias correspondientes”. Además, mencionó que los pobladores también tienen “detenidas las armas, por lo que aumenta el foco de conflictividad y es un factor de riesgo más”. Remató: “Espero estar equivocado, pero en esta zona hay al menos dos o tres activistas políticos que viven de esto, de mantener el conflicto político”.

Comentarios