Gobernador de Guanajuato le pide a Peña un tren rápido

martes, 15 de enero de 2013
SILAO, Gto. (apro).- En su primera visita a esta entidad  como presidente, Enrique Peña Nieto recibió una petición puntual del gobernador, el panista Miguel Márquez Márquez: incluir a Guanajuato en el proyecto de tren rápido que anunció en los primeros días del sexenio. “El gobernador no venía preparado y ya me entregó varios proyectos que se sacó de la manga”, fue la primera respuesta que recibió de Peña Nieto, en pleno discurso, durante la inauguración de la planta de Volkswagen en el Puerto Interior de Silao, la número 100 en el mundo. Aunque añadió que tiene el propósito de trabajar en conjunto con estados y municipios “en acuerdos reales”, Peña Nieto se limitó a delegar las propuestas del gobernador guanajuatense a los funcionarios de las áreas respectivas “para que los revisen”, señaló. En principio, el gobernador Márquez le planteó las condiciones geográficas y comerciales del estado en relación con el centro y el occidente del país, mismas que, subrayó, determinan la necesidad de un transporte rápido y un sistema de movilidad de pasajeros que integre al corredor industrial –y al cluster automotriz local en el que se incluyen las plantas de General Motors, Mazda, Honda y esta de VW inaugurada hoy– con otros como el aeronáutico en Querétaro y el petroquímico en Hidalgo. Fue entonces cuando se dirigió a Peña Nieto para pedirle de forma expresa su respaldo: “También requerimos un tren aquí en Guanajuato... contamos con un proyecto que se inserta a la propuesta que usted ha hecho... su viabilidad sólo es posible con su apoyo”, mencionó Márquez. Agregó que con la propuesta va ya 83% de liberación del derecho de vía y un estudio de costo-beneficio listo para ser presentado al secretario de Hacienda Luis Videgaray. “Recibo estos proyectos y habremos de valorar la viabilidad que tengan” contesto Peña Nieto, sin asumir un solo compromiso.

Comentarios