Niega gobernador violar la ley por pintar parques con colores del PRI

martes, 22 de enero de 2013
CANCÚN, Q.R. (apro).- El gobernador Roberto Borge negó que violente la autonomía de los municipios con el programa “Brigadas de bienestar”, a través del cual grupos de jóvenes ataviados con playeras rojas pintan parques y jardines de todo el estado con los colores del PRI. Borge pidió a la oposición que deje de lanzar “llamaradas de petate”, y convocó a los partidos políticos a una “mesa de civilidad” que estará encabezada por el secretario de Gobierno, Luis González Flores. Sin embargo, este llamado fue rechazado de inmediato por el PAN y el PRD, que reclamaron una mesa con la presencia del gobernador. “Le he pedido al secretario de Gobierno, por instrucciones mías, que les haga este llamado a los partidos políticos porque yo siento que el clima tiene que ser precisamente de diálogo. “En una mesa de diálogo para que todos estén. Pero no puede ser un clima acusatorio lanzado llamaradas de petate al aire. Siento que debe de haber una mesa”, dijo al poner la primera piedra de los juzgados penales orales de Cancún. Borge rechazó las acusaciones del PRD y de alcaldes de ese partido, así como del PAN, quienes alegan que el programa que ha puesto en marcha el gobernador es injerencista y viola la autonomía municipal, pues son precisamente los municipios los que tienen la responsabilidad de dar mantenimiento a parques y jardines. “Aquí no hay violación a la autonomía municipal. No estamos violando el 115 constitucional”, dijo. En tanto, el presidente estatal del PRD, Julio César Lara Martínez, afirmó que no es de su interés dialogar con su homólogo del PRI, Pedro Flota. “Que me reúna con el PRI, no tiene caso. Con todo respeto a Pedro Flota; pero tiene que ser con su jefe”, el gobernador, dijo. El presidente estatal del PAN, Eduardo Martínez, señaló que  optaría con “hablar con el dueño del circo”, en alusión al gobernador Borge. La única mesa de diálogo de partidos a la que acudiría el PAN, dijo, es la que ya se estableció para una gran alianza opositora. “Estamos construyendo  una gran coalición que le ponga un alto a este serie de intervenciones y represión que emana del gobierno del estado”, subrayó. El gobernador ha alegado que su programa responde a las solicitudes ciudadanas de apoyo, y ha rechazado que tenga fines electoreros para beneficiar a su partido en los comicios del 7 de julio de este año, cuando se renovarán las 10 alcaldías y 25 escaños del Congreso del estado.

Comentarios