Quintana Roo: ordena el gobierno "resguardo" de escuelas

jueves, 24 de octubre de 2013
CANCÚN, Q. Roo (apro).- La Secretaría de Educación y Cultura (SEC) ordenó el “resguardo” de planteles escolares en la entidad, a fin de que maestros, padres de familia y alumnos “que quieren que las escuelas funcionen”, apuntó, retornen a clases sin mayor problema. “Van a ser escuelas que serán resguardadas por la autoridad correspondiente para que se puedan impartir las clases”, puntualizó José del Ángel Arjona Carrasco, subsecretario de Evaluación Educativa, Becas y Sistemas de la SEC. “Si un padre de familia desea que su hijo vaya la escuela y los maestros desean dar clases, no habrá amenazas posibles que puedan impedir que se den clases. Van a contar con el apoyo de la autoridad correspondiente”, subrayó. De acuerdo con Arjona Carrasco, las escuelas van a ser “resguardadas ante cualquier amenaza de cualquier ciudadano que pretenda impedir que ellos (los mentores) impartan su actividad académica”. Las declaraciones del funcionario de la SEC se dieron luego de que maestros disidentes intentaron bloquear ayer el acceso a la escuela primaria “Álvaro Obregón”, en Chetumal, una de las pocas que no se han sumado al paro de labores que este jueves cumplió 19 días en el sur de la entidad. Los docentes colocaron una cadena en la puerta principal, pero tras el llamado del director del plantel y padres de familia, la Policía Municipal Preventiva reabrió las puertas. Felipe Briceño, vocero del Comité de Lucha Magisterial de Quintana Roo, señaló que el “resguardo” a las escuelas es “otra más” de las estrategias del gobierno de Roberto Borge para resquebrajar el movimiento. “Es otra más de sus estrategias, como las campañas mediáticas para poner a los padres de familia en contra de los maestros”, dijo. Briceño sostuvo que el movimiento magisterial no ha cerrado ninguna escuela, pero algunos planteles, precisó, están tomados por padres de familia que respaldan la lucha contra la reforma educativa. Wilfrido Dizib, también vocero del Comité de Lucha, admitió que si bien es necesaria la presencia de policías en las escuelas, debido a los robos perpetrados en los planteles, el gobierno busca a toda costa resquebrajar al movimiento, pese a que cada vez más colegios se suman al paro de labores. Hasta ahora, agregó, 80% de las escuelas del estado están en paro.

Comentarios