Venganza, incendio a radiodifusoras en Quintana Roo, acusa el concesionario

martes, 29 de octubre de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- Sebastián Uc Yam, exalcalde de Felipe Carrillo Puerto, Quintana Roo, y dueño de las dos estaciones de radio incendiadas el lunes pasado, atribuyó la autoría intelectual del ataque al empresario Mario González, quien reclama el pago de diversas obras por un monto de nueve millones de pesos. Según el exalcalde perredista, el empresario, en colusión con algunos de sus amigos, son los únicos que podrían tener motivos para destruir su patrimonio, en este caso las estaciones 100.1 y 102.1. En entrevista con Noticias MVS primera emisión, Uc Yam consideró que el ataque --en el que resultó herido uno de los conductores y el velador y su familia fueron amagados— fue producto de una venganza por parte de González. El exalcalde reconoció que Mario González realizó sin su consentimiento ni contrato previo diversas obras en el municipio de Felipe Carrillo Puerto, como el remozamiento del estadio de beisbol, una ciclopista y el Palacio Municipal. “Él (Mario González) entró al municipio a hacer obras sin la autorización del Cabildo. Todas las obras se tienen que concursar, se tienen que licitar y tienen que pasar por el Cabildo. Este señor entró como loco, haciendo obras de remozamiento, por ejemplo, el estadio de beisbol hizo una ciclopista sin autorización y este hombre entró nada más a perjudicarme, eso no se vale, me puso una demanda, dice que le debo nueve millones de pesos, pero yo nunca le firmé nada, o el Cabildo, nadie”, aseguró Uc Yam. Según el perredista, en su momento no reclamó al empresario por las obras que realizaba porque el municipio necesita recursos y pensó que González lo hacía de buena fe. Por ello consideró que la demanda interpuesta por el empresario para que le paguen los nueve millones de pesos que reclama no tiene fundamento, y afirmó que aún no ha interpuesto la denuncia por el incendio a sus radiodifusoras porque se encuentra en Chetumal atendiendo su salud que, dijo, se mermó tras el ataque a las radiodifusoras. Uc Yam afirmó que los 14 jóvenes, todos de entre 20 y 25 años de edad que incendiaron las estaciones de radio, fueron instruidos y pagados por alguien ya que, según el testimonio de sus empleados, después de perpetrar el ataque comentaron que ya habían concluido su trabajo y ahora iban a cobrar. En el ataque perpetrado por los jóvenes, resultó con golpes el conductor Arturo García Landeros, a quien lastimaron con un machete, dijo el dueño de las radiodifusoras. De acuerdo con la subprocuradora de Justicia del estado, Blanca Imelda Ávila, el asunto ya se sigue de oficio en la Fiscalía Especial para la atención de los delitos cometidos en contra la libertad de expresión. Además de la acusación por supuesto fraude de nueve millones de pesos interpuesta por Mario Gonzáles, el exalcalde enfrenta acusaciones de malos manejos de recursos durante su administración.

Comentarios