Exhiben diputados carencias y abandono en sector salud de Veracruz

jueves, 21 de noviembre de 2013
XALAPA, Ver. (apro).- Diputados de PRI, PAN, PRD, PVEM y Panal pusieron en aprietos al secretario de Salud (SS), Juan Antonio Nemi Dib, durante su comparecencia al exigirle una explicación por el rezago en la construcción de nosocomios de alta especialidad, los hospitales inconclusos y las jurisdicciones sanitarias abandonadas. Uno a uno, los legisladores le reprocharon el abandono en que se encuentra la construcción del Hospital de Poza Rica; la falta de equipamiento que existe en el de Yanga; el rezago que presenta el centro de salud en Nautla, y el retraso de la Torre Pediátrica de Boca del Río que luce sin equipo y sin fecha de inauguración. También le recriminaron que el hospital de Tierra Blanca carezca de una moderna unidad de hemodiálisis y del abandono en que se halla otro nosocomio en Naranjos de Amatlán. Y más: que el gobernador Javier Duarte haya anunciado la construcción de un nuevo hospital en Coatzacoalcos al inicio de su administración y todavía nos e coloca la primera piedra. El titular de la Salud se comprometió a atener todos los pendientes antes de que concluya la administración. Además, se lavó las manos por los rezagos en la infraestructura y achacó la responsabilidad a la administración anterior, la de Fidel Herrera. Nemi Dib también pidió su apoyo a los legisladores para conseguir terrenos para echar a andar los proyectos de obra pendientes. Sobre la carencia de personal especializado en la red hospitalaria, el funcionario argumentó que no es fácil que conseguir médicos certificados y dispuestos a desplazarse hacia los lugares más recónditos del estado. En el inventario de instalaciones e infraestructura, el exdirector del DIF estatal y exjefe de la Policía Auxiliar dijo que la red consta de 891 unidades médicas, 59 hospitales, 2 mil 156 consultorios, 125 quirófanos, siete bancos de sangre, 61 laboratorios de análisis clínicos y ocho de anatomía patológica, 52 gabinetes de radiología y 394 farmacias.

Comentarios