Cede gobierno de Guerrero y acuerda con maestros modificar Ley de Educación

domingo, 24 de marzo de 2013
CHILPANCINGO, Gro. (proceso.com.mx).- Luego de que el gobierno estatal cedió ante la mayoría de sus demandas, integrantes de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG) y estudiantes normalistas liberaron la sede del Poder Ejecutivo y otros edificios públicos que permanecían tomados desde el 25 de febrero. No obstante, cerca de tres mil cetegistas trasladaron su plantón a la sede de la CETEG, ubicada al oriente de esta capital donde permanecerán en espera de que diputados locales aprueben una iniciativa que el gobernador Ángel Aguirre Rivero se comprometió a enviar mañana (lunes 25) para modificar la Ley General de Educación en Guerrero y que plantea la gratuidad de la enseñanza y el respeto a los derechos laborales de los trabajadores. Por su parte, el secretario de Gobierno, Humberto Salgado Gómez, advirtió que las averiguaciones previas y órdenes de aprehensión por delitos del fuero común que existen en contra de la dirigencia del magisterio disidente, es un tema que no se negoció. Al respecto, el dirigente de la CETEG, Gonzalo Juárez Ocampo, calificó el acuerdo como “un logro” y confió que los diputados locales aprueben las reformas pactadas entre el gobierno estatal y el magisterio disidente, de la misma forma como avalaron la reforma educativa impulsada por el presidente Enrique Peña Nieto, es decir, de manera pronta y sin consultar a los sectores interesados en el tema. Sobre el caso de las acciones legales en contra de la CETEG, Juárez Ocampo minimizó el hecho argumentando que no existe posibilidad de que se ejecuten las órdenes de aprehensión por los delitos del fuero común. En tanto que las averiguaciones previas y posibles órdenes de aprehensión por delitos federales, se acordó que el tema será discutido directamente con el gobierno federal el próximo 4 de abril. Esta tarde, durante un acto realizado en la residencia oficial Casa Guerrero, integrantes de la dirigencia de la CETEG y autoridades estatales encabezadas por el secretario de Gobierno, Humberto Salgado y la secretaria de Educación, Silvia Romero Suárez, firmaron un acuerdo para destrabar en parte el conflicto magisterial que este lunes cumple un mes. La intervención del gobierno federal exhibió la falta de oficio político de la administración de Aguirre para evitar que las protestas de la CETEG provocaran afectaciones a diferentes sectores sociales. En dos ocasiones, el subsecretario de Gobierno de la Secretaría de Gobernación, Luis Miranda Nava, tuvo que viajar a la entidad para obligar a las autoridades estatales a retomar el diálogo con los manifestantes ante la agudización del conflicto y la afectación de los derechos de ciudadanos. Durante este lapso, cetegistas y normalistas suspendieron labores en centros educativos; tomaron edificios públicos en esta capital donde instalaron plantones; provocaron el cierre de establecimientos comerciales y realizaron marchas y bloqueos en calles y la autopista del Sol para demandar al gobernador Aguirre la aprobación de un decreto que garantice la gratuidad de la educación, el respeto de los derechos laborales y la entrega de plazas automáticas para los egresados de las nueve normales públicas que existen en la entidad. El acuerdo entre el gobierno estatal y los manifestantes se dio durante la madrugada de este domingo, después del segundo bloqueo a la autopista del Sol, realizado el viernes 22 en el primer día del periodo vacacional y que duró más de nueve horas. En un solo día, autoridades y manifestantes destrabaron el conflicto en una prolongada reunión que se realizó ayer en Casa Guerrero. Este domingo, se dieron a conocer los 12 puntos del acuerdo suscrito entre ambas partes, donde el gobierno estatal se compromete a enviar mañana al Congreso local una propuesta de reforma a la Ley Estatal en Guerrero. Así como crear un Instituto de Evaluación Estatal Autónomo de Guerrero; destinar el 6% del Producto Interno Bruto estatal al presupuesto en materia educativa; gestionar plazas para egresados normalistas y publicar la convocatoria para las nueve normales públicas. Por su parte, la CETEG y los normalistas se comprometieron a ampliar su horario de labores, a partir del 9 de abril (después del periodo vacacional), para cumplir con el plan de estudio aprobado para el presente ciclo escolar y liberar todos los edificios públicos y planteles escolares que permanecían tomados. Al término del acto, el secretario de Gobierno se negó a responder preguntas de los reporteros y sólo advirtió que las averiguaciones previas y órdenes de aprehensión en contra de la CETEG por delitos del fuero común, es un tema que no se discutió con los manifestantes.

Comentarios