Rinde homenaje el PRI a discípula de Sansores Pérez

miércoles, 6 de marzo de 2013
CAMPECHE, Camp. (apro).- Larga su cauda de traiciones, la maestra Rosa María Martínez Denegri, sepulturera del Partido Auténtico de la Revolución Mexicana (PARM), al cual dirigió durante el salinato, fue homenajeada hoy por el PRI como reconocimiento a su militancia y trayectoria priista. Forjada por Carlos Sansores Pérez, a quien terminó traicionando, Martínez Denegri militó en el PRI hasta 1988, cuando renunció para integrarse al PARM, partido que estructuró con miembros del magisterio y que aunque nunca ganó ninguna posición de mayoría relativa se convirtió en segunda fuerza política en el estado. Escaló a la dirigencia nacional del PARM en el periodo 1993-96 al  desbancar a Carlos Enrique Cantú Rosas, aunque en 1994 el partido perdió su registro. Bajo esas siglas ocupó una diputación en el Congreso local y fungió como diputada federal en una ocasión y dos como senadora. Aunque ya sin capital político, el gobernador Fernando Ortega Bernés la rescató del limbo hace cuatro años, durante su campaña. Nunca se supo que se hubiera reafiliado al PRI, pero este partido, con motivo del Día Internacional de la Mujer, que se conmemora el 8 de marzo, la homenajeó hoy, en su sede estatal, por su militancia y trayectoria priista. En su discurso, Martínez Denegri exaltó al presidente Enrique Peña Nieto, de quien dijo que ha hecho lo que ningún otro, estableciendo de entrada un Pacto por México y una reforma educativa a la que nadie se había atrevido, y consideró que llegará muy lejos en su administración. Por ello, pidió a los priistas unirse más y defender los logros de los gobiernos tricolores, así como los estatutos del partido, que con las reformas que se le hicieron en la última asamblea nacional “establece la verdadera ideología de un partido transformador, cercano a la gente y el que México necesita para progresar”. También llamó a las mujeres unirse más, apoyarse para seguir ganando más espacios y dejar a un lado los intereses personales, “porque a veces cuando una mujer ocupa un puesto quiere otro y otro más, dejando a otras sin oportunidad”. “Hay que saber retirarse a tiempo, sin rencores, abriendo las oportunidades a otras mujeres”, dijo. También elogió al gobernador, a quien calificó como “un hombre de mente abierta, liberal y plural, que siempre ha reconocido el valor de las mujeres”, por lo que muchas ocupan puestos claves en su administración. Además de Martínez Denegri, el PRI reconoció también la trayectoria priista de otra maestra, la exlegisladora carmelita Guadalupe Fonz Sáenz, en cuya gestión como dirigente estatal, hace 12 años, ese partido perdió por primera vez la mitad de las alcaldías del estado.

Comentarios