Condenan agresión a radio comunitaria en Oaxaca

martes, 16 de abril de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- La Asamblea Nacional de la Asociación Mundial de Radios Comunitarias, México (AMARC-Mx) lamentó este martes la represión ejercida contra miembros de Radio Totopo de Oaxaca, e hizo un llamado a las autoridades para que “actúen y garanticen la integridad” de los comunicadores. La organización detalló en un comunicado que si bien la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos garantiza la libertad de expresión, “los diferentes órdenes de gobierno continúan criminalizando a personas defensoras de derechos humanos y radios comunitarias”. Añadió: “Esta represión se ha traducido en el secuestro de equipos como forma de represión política, ocurrido recientemente con Radio Totopo, violentamente desalojada y hostigada como parte de las medidas represivas emprendidas por el gobierno de Oaxaca contra la población que se opone al despojo del territorio, y su entrega a corporaciones relacionadas con la producción de energía”. En ese contexto de violencia, AMARC-Mx manifestó su inquietud por la situación en la que se encuentran las radios de Michoacán, por lo que demandó a las autoridades estatales y federales el pleno respeto a la labor de periodistas y radios comunitarias y la garantía de condiciones requeridas para su operación. Sobre las modificaciones a la Constitución en materia de telecomunicaciones, exigió que las radios comunitarias e indígenas sean explícitamente reconocidas. Asimismo, que se reserve 33% del espectro radioeléctrico para la radiodifusión comunitaria e indígena, de conformidad con los estándares internacionales de derechos humanos y las recomendaciones de diversos organismos en materia de derechos humanos y libertad de expresión. “Exigimos transparencia y respeto a los derechos de la ciudadanía a operar sus propios medios de comunicación”, puntualizó en su comunicado. En el tema de la expedición de refrendos y nuevos permisos de transmisión, demandó que se elimine la práctica arbitraria instrumentada por las autoridades responsables de la radiodifusión. Subrayó: “Actualmente Cofetel (Comisión Federal de Telecomunicaciones) impone severas limitaciones para la expedición y refrendo de permisos, por lo que demandamos la definición de mecanismos efectivos que garanticen la subsistencia económica de las radios, sin poner en riesgo su autonomía e independencia”.

Comentarios