Exponen a relator de la ONU casos de ejecuciones extrajudiciales en NL

martes, 30 de abril de 2013
MONTERREY, N.L. (apro).- Activistas de la agrupación Ciudadanos en Apoyo a los Derechos Humanos (Cadhac) enteraron al relator especial sobre Ejecuciones Extrajudiciales, Sumarias o Arbitrarias de la ONU, Christof Heyns, de los casos de homicidios perpetrados ilegalmente por agentes de seguridad estatales. El visitador de Naciones Unidas fue notificado de casos que son materia de su mandato, como los crímenes perpetrados por fuerzas militares en la entidad, y el peligro al que están expuestos los reclusos en los tres penales de la localidad. Consuelo Morales Elizondo, presidenta de Cadhac, informó a Heyns que, de acuerdo con un conteo hemerográfico, en los centros de internamiento de la entidad se han registrado 124 muertes desde el inicio de 2011 hasta febrero pasado. La defensora de los derechos humanos documentó, entre otros, los casos que aparentemente están en la impunidad, entre ellos el de una pareja masacrada el 3 de marzo de 2010 en el municipio de Anáhuac, 220 kilómetros al norte de Monterrey, cuando salía del trabajo para recoger a sus hijos en una guardería. También enteró al relator del expediente de un joven que fue acribillado en el interior de su casa el 1 de septiembre de 2011, en el municipio conurbado de Apodaca, por elementos de la Marina que efectuaban un operativo en el sector donde ocurrieron los hechos. “La situación de violencia en la que hemos estado inmersos de manera especial en los últimos años ha dejado una estela de dolor por diferentes violaciones, pero sobre todo por las ejecuciones extrajudiciales realizadas por cuerpos militares y de la Marina”, expresó Morales al emisario de origen sudafricano. La activista de Cadhac expuso al relator de ONU propuestas para favorecer la desmilitarización de los cuerpos de seguridad pública, para que los elementos castrenses que cometan delitos en el ámbito civil sean procesados por jueces civiles y para acabar con el “autogobierno” en los penales. El enviado de Naciones Unidas se reunió también con el mandatario Rodrigo Medina y, según al comunicado emitido por el gobierno estatal, se interesó en el modelo de seguridad estatal que “ha reducido los índices de algunos delitos”. Según el boletín, durante el encuentro realizado en Palacio de Gobierno, Medina señaló que Nuevo León ha trabajado cerca de la organización Human Rights Watch en casos de personas desaparecidas, rubro en el cual la entidad es “ejemplo de investigación”. Heyns, en su desempeño como relator especial de ONU, examina en el mundo casos de ejecuciones extrajudiciales y, en general, condiciones que vulneran el derecho a la vida y, posteriormente, emite observaciones al Consejo de Derechos Humanos y la Asamblea General de Naciones Unidas.

Comentarios