Paran labores en Hospital Civil de Oaxaca

lunes, 13 de mayo de 2013
OAXACA, Oax. (apro).- Alrededor de 600 trabajadores del Hospital Civil “Aurelio Valdivieso” iniciaron esta mañana un paro de labores, en protesta por el “estado de emergencia” en que se encuentra el nosocomio debido a su constante “desmantelamiento”. Así lo denunció Félix Euclides Méndez Jiménez, secretario de Acción Política de la Subsección 07 del Sindicato Nacional de Trabajadores de Salubridad y Asistencia, quien dijo que tomaron esa medida ante la nula respuesta del gobierno de Gabino Cué. Agregó que en caso de que no sean atendidos por el secretario de Salud de la entidad, Germán Tenorio Vasconcelos, radicalizarán sus protestas. Por lo pronto, dijo, están en operación los servicios de valoración crítica y urgencias, y si para mañana no hay avances, advirtió, “se cierra todo”. Méndez Jiménez aseguró que con el Seguro Popular el gobierno pretende desmantelar todo el sector público, y muestra de ello, añadió, es que al Hospital Civil, pese a ser de tercer nivel y contar con 25 especialidades, sólo le asignaron un presupuesto de un millón 900 mil pesos de presupuesto en 2012, mientras que al servicio subrogrado (servicio en clínicas particulares) le canalizaron 54 millones de pesos. El líder sindical señaló que desde el año pasado el nosocomio dejó de prestar servicio de diálisis porque, según las autoridades de salud, “sale caro atender pacientes renales, y ahora pretenden suspender el servicio en el área oncológica porque ya no quieren dar quimioterapias a los enfermos de cáncer”. Aunado a ello, dijo, se han dado instrucciones para suspender las cirugías programadas, de manera que únicamente se atenderán heridos de bala o atropellados. Los trabajadores inconformes demandaron aumentar a 320 el número de camas en el hospital, y que el titular de los servicios de salud presente el certificado de necesidades a nivel nacional, para que de una vez por todas se resuelva la problemática. Por separado, el director del nosocomio, Miguel Ángel Colmenares, señaló que la suspensión de las actividades no afectó las acciones médicas ni de urgencias, simplemente se detuvieron las labores administrativas. Asimismo, mencionó que ya se iniciaron una mesa de trabajo con los inconformes para atender sus demandas.

Comentarios