Detienen en Chihuahua a mujer tras provocarse aborto

domingo, 26 de mayo de 2013
CHIHUAHUA, Chih. (proceso.com.mx).- Una mujer de 19 años que asegura resultó embarazada tras sufrir una violación, fue detenida al provocarse un aborto el pasado 22 de mayo en el municipio de Guachochi. En el estado de Chihuahua el aborto es un delito, aunque el Código Penal contempla excepciones cuando el embarazo es resultado de una violación. Alma Aidé Negrete Jiménez, quien tenía casi seis meses de embarazo, llegó al área de urgencias del hospital rural del IMSS Oportunidades número 26 por amenaza de preparto, con un intenso dolor en el vientre. El producto murió. Cuando el médico la interrogó sobre las posibles causas del malestar, ella cayó en contradicciones y confesó que ingirió tabletas y aplicó otras tres por vía vaginal. De inmediato, el personal del hospital llamó a la Policía Estatal Única y los agentes la aprehendieron. La mujer aseguró que sus motivos para abortar eran personales, ya que días antes de su graduación abusaron de ella. Relató que un hombre la tomó por la fuerza, le tapó la cara y la violó. Luz Estela Castro Rodríguez, directora del Centro de Derechos Humanos de las Mujeres (Cedehm), dijo que este caso evidencia que el personal de las corporaciones policiacas en la sierra no está capacitado en perspectiva de género porque criminalizaron a la víctima en vez de detener a quien la atacó. Castro señaló que esa asociación ha atendido por lo menos otros tres casos similares, pero que también en situaciones de violencia familiar y homicidios de mujeres las autoridades protegen a los victimarios y criminalizan a los afectados. La activista cuestionó el perfil de los agentes del Ministerio Público en la sierra porque no brindan apoyo a las víctimas que son abusadas sexualmente aun cuando las leyes las protegen.  

Comentarios