Denuncian nepotismo y corrupción al bursatilizar deuda de Chiapas

miércoles, 17 de julio de 2013
TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis. (apro).- El exsecretario de Hacienda del exgobernador Juan Sabines Guerrero, Carlos Jair Jiménez Bolaños, y la prima del exmandatario, Mayda Guerrero, se quedaron con una comisión de 88 millones de pesos por la bursatilización de más de 4 mil 200 millones de pesos del erario de Chiapas. Así lo denunció hoy en una conferencia de prensa el abogado Horacio Culebro Borrayas, principal acusador y aportador de pruebas ante la Procuraduría General de la República (PGR) en contra del exgobernador Juan Sabines Guerrero, a quien demandó penalmente por corrupción durante su mandato de 2007 a 2012. Culebro Borrayas exhibió pruebas que, afirma, acreditan otro caso de corrupción durante el gobierno de Sabines. En particular se refirió a la bursatilización de recursos públicos por un plazo de 30 años en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV). En el 2007, Sabines Guerrero recibió un estado con una deuda pública de tan sólo 881.7 millones de pesos. Sin embargo, a pocos meses de su gobierno, Sabines Guerrero pidió al Congreso del Estado que le autorizaran un empréstito que ascendió a 6 mil 5 millones 400 mil pesos. A mediados de ese mismo año, Sabines Guerrero bursatilizó ante la BMV 4 mil 199 millones 999 mil 747.61 pesos. La bursatilización de esos recursos generó gastos, entre honorarios y comisiones, por 173 millones 446 mil 567.40 pesos. Carlos Jair Jiménez, como representante del Despacho S&H Consultores y la amiga de éste, Mayda Guerrero, a la vez prima del mandatario de Chiapas, realizaron la subida a bolsa. Por los servicios en la emisión de certificados bursátiles se generó una “comisión del intermediario colocador” por 84 millones 859 mil 805 pesos, y “gastos de estructuración” por 72 millones 450 mil pesos. Sin bien la bursatilización inicial fue de 4 mil 200 millones de pesos, ésta fue cerrada al final en los 5 mil millones de pesos. Por lo que al final Carlos Jair y la prima del gobernador se terminaron quedando con una “comisión del intermediario colocador” que asciende a unos 88 millones de pesos, dijo hoy Culebro Borrayas. Sabines Guerrero llamó a Chiapas a Carlos Jair Jiménez para que lo hiciera secretario de Finanzas (antecedente de la Secretaría de Hacienda actual). Fue así como el 8 de agosto de 2007 quitó de ese cargo al panista Ovidio Cortázar. Culebro Borrayas también dijo que sumará como pruebas ante la PGR las compras irregulares del Secretario de Salud, James Gómez Montes, quien habría firmado contratos con la empresa de insumos médicos REDAM que, ahora y de forma sospechosa, tiene las oficinas donde antes fue la casa de gestión y luego casa de campaña del actual gobernador Manuel Velasco Coello. Calificó de “timorato” al gobernador Manuel Velasco Coello al no proceder contra su antecesor: “El gobernador tiene miedo, le tiemblan las patas. Está incumpliendo, está encubriendo. Que se acuerde el gobernador que está cometiendo el delito de omisión por comisión”, dijo Culebro Borrayas. Indicó que tanto el Congreso del Estado, el gobernador Velasco Coello y el Órgano de Fiscalización Superior del Congreso del Estado (OFSCE) se han confabulado para encubrir a Sabines Guerrero. Por eso, la única vía para incriminar a Sabines Guerrero por sus actos de corrupción es por la malversación de recursos públicos federales.

Comentarios