Entre protestas entregan premio a Duarte Jáquez por sus "logros en seguridad"

jueves, 25 de julio de 2013
CHIHUAHUA, Chih. (apro).- A pesar de la pesadilla que viven los habitantes de la sierra Tarahumara por la narcoviolencia, la Confederación de Colegios y Asociaciones de Abogados de México (Concaam) otorgó hoy un reconocimiento al gobernador César Duarte Jáquez por sus “significativos logros y avances de su administración en materia de seguridad, procuración y administración de justicia”. Al recibir el premio, en el marco del Congreso nacional y la Asamblea general de la Confederación celebrado en el Centro de Convenciones de esta ciudad, el mandatario dijo que en Chihuahua “el dolor causado por la inseguridad lo hemos transformado en una oportunidad, por eso hasta nos está lloviendo”. Además, destacó la coordinación que hay entre los tres niveles de gobierno. “No cantamos victoria, pero sí somos un ejemplo a la nación de que sí se puede dar vuelta a la página y en esto los abogados son actores destacados en la sociedad”, subrayó. Duarte Jáquez recibió el premio días después de que habitantes del poblado de Creel, ubicado en el municipio de Bocoyna, lanzaron un llamado de alerta por la inseguridad y exigieron en su comunidad la presencia del gobernador y del fiscal Carlos Manuel Salas. Además, en Guadalupe y Calvo las masacres y asesinatos no cesan, cada vez son más las personas desplazadas que deben dejar sus casas para salvar sus vidas, y en general, la Sierra Tarahumara está asediada y controlada por grupos del crimen organizado. Así lo constatan perfiles de Facebook (Guadalupe y Calvo. La Opinión del Pueblo; Puro Gpe. Y Calvo; Baborigame; Arriba Baborigame; Baborigame y Alrededores), en los que los habitantes de aquellas regiones comparten su angustia, añoran la tranquilidad con la que vivían hace años y evidencian la impunidad en la que conviven con sicarios y delincuentes. Para repudiar el premio, crearon la página de Facebook “El Chayote Vive”, en alusión al lema del gobierno estatal, “Chihuahua Vive”. Por si fuera poco, un grupo de abogados se plantaron frente a Palacio de Gobierno desde ayer, para exigir que se esclarezcan más de 100 asesinatos de letrados, entre ellos cuatro catedráticos de la Universidad Autónoma de Chihuahua y un juez. Al concluir el plantón, David Óscar Castrejón Rivas, presidente de la asociación, intentó entrar al Palacio de Gobierno para solicitar una audiencia con las autoridades estatales, pero un guardia con arma larga, le impidió la entrada. “No nos han autorizado la entrevista ni con el fiscal, anoche ni siquiera brindaron seguridad aun cuando sabían que nos íbamos a quedar aquí. Queremos saber qué está pasando”, dijo. En el plantón estuvieron otros abogados, estudiantes de la Facultad de Derecho de la UACh y otros catedráticos.

Comentarios