Acusan de estupro y amenazas a candidato a alcalde en Baja California

miércoles, 3 de julio de 2013
MEXICALI, B.C. (apro).- En 2011, Jazmín Gutiérrez Flores conoció a Silvano Abarca Macklis, en ese entonces delegado de la Secretaría de Desarrollo Social en la entidad y actual candidato de Coalición Unidos por Baja California a la presidencia municipal de Playas de Rosarito. Jazmín tenía en aquel tiempo 15 años y vivía en Playas de Rosarito. Pese a ser menor de edad, la joven fue seducida por el funcionario, quien por lo menos dos veces por semana se veía con ella en un hotel de la ciudad de Tijuana, donde sostenían relaciones sexuales. Así duraron dos años hasta que Jazmín resultó embarazada del hombre que le triplica la edad. Durante ese tiempo, ella aceptó todo tipo de peticiones de Silvano, con excepción de ser sodomizada, como pretendía su pareja más de una vez. Luego de enterarse de que Silvano es el candidato de la coalición de partidos formada por los partidos PAN, PRD, Panal y PEBC –este último local--, Jazmín decidió denunciar penalmente al político por los delitos de estupro, lesiones agravadas por parentesco, delitos contra la filiación familiar y amenazas. En la querella también reclama la pensión alimenticia para su hija no reconocida legalmente por el padre. Abarca Macklis ya fue alcalde de Playas de Rosarito, de hecho, fue el segundo alcalde del municipio creado a finales de la década de los noventa y más tarde fue diputado local por el PAN. Jazmín dijo que presentó la denuncia ante la Agencia del Ministerio Público luego de ser agredida por Abarca y su equipo de campaña, cuando se acercó a pedirle que le proveyera de recursos para la manutención de la hija que ambos procrearon. En esa ocasión, refirió, un policía municipal adscrito al cuerpo de seguridad del candidato, identificado con el nombre de Raúl Paredes Esquer, la apartó e intentó subirla a empellones a un vehículo para evitar que afectara la imagen pública del candidato. Después del incidente, el dirigente municipal del PAN en Playas de Rosarito, Fernando Serrano, buscó a Jazmín para inhibir cualquier acto que lesionara la imagen de su candidato. Ante la imposibilidad de hablar con su expareja, la joven de 17 años optó por recurrir a la vía legal y denunció al panista para que responda, sobre todo por la amenaza de muerte que le hizo. Esta es la segunda denuncia penal que enfrenta Abarca Macklis en lo que va del año. La primera de ellas la interpuso Joana Toscano Ruiz, otra de sus parejas, por lesiones a su hijo, Joshua Mariano Abarca Toscano, de nueve años.

Comentarios