Repudian en Colima proyecto de túnel ferroviario

lunes, 8 de julio de 2013
MANZANILLO, Col. (apro).- Grupos inconformes con la obra de túnel ferroviario que pretende construir la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) en la zona urbana de esta ciudad instalaron hoy un campamento frente al palacio municipal, en demanda de que se clausuren los trabajos y se modifique el trazo del proyecto. También anunciaron que solicitarán formalmente una revisión del juicio de amparo ganado por la SCT para continuar los trabajos, ya que ésta obtuvo la licencia municipal sin cumplir con todos los requisitos legales. Entre las organizaciones que repudian el proyecto de la SCT destacan Unidos pro Centro Histórico de Manzanillo AC, Agrupación Ciudadana Manzanillense (Aciman) y Unión de Comerciantes Ambulantes. Daniel Mendoza Flores, representante de la Aciman, informó que durante una reunión sostenida este mediodía con el alcalde Virgilio Mendoza Amescua, del PAN, no se llegó a acuerdos, pues el funcionario “nuevamente nos dio largas, tratando de convencernos de que aceptemos la obra”, a la que supuestamente se le han realizado adecuaciones. Sin embargo, dijo Mendoza, “esa obra no se puede arreglar porque causa muchos perjuicios a la población de Manzanillo y por más adecuaciones que según ellos se van a hacer, es insostenible”. Además, indicó que en el transcurso de la reunión las organizaciones aclararon que no están en contra de la obra, pero insistieron en la necesidad de que se tome en cuenta otra ruta para su realización, con el propósito de que se afecte lo menos posible a la zona urbana de Manzanillo. El túnel ferroviario, para el que se tiene programada una inversión de 933 millones de pesos, responde a una añeja demanda de la población de Manzanillo de sacar las vías del tren del centro de la ciudad, pero a juicio de diversos sectores el proyecto presentado por la SCT —que incluye un paso a desnivel por la glorieta de San Pedrito— causará más daños que los beneficios que pretende aportar. De acuerdo con Daniel Mendoza, el alcalde de Manzanillo se ha mostrado “titubeante” ante el proyecto, ya que “están de por medio sus aspiraciones políticas”. Sin embargo, aclaró Mendoza, “por nuestra parte le dijimos que mientras se mantenga sin dar los permisos, nosotros lo podemos apoyar hasta para que sea gobernador”. El regidor perredista René Macías Zamora —integrante de la comisión investigadora sobre el proyecto ferroviario— indicó que espera que el presidente municipal y el gobernador Mario Anguiano Moreno cumplan su palabra, en el sentido de que si la SCT no presenta los permisos que necesita para la obra ni se cumplen las observaciones hechas al proyecto, se proceda a la clausura de los trabajos. En reacción a esta información, José Manuel Zertuche Segrove, quien se identificó como socio activo de Aciman, hizo llegar a esta redacción, el pasado lunes 15, los comentarios que a continuación se reproducen: "Como socio activo de dicha agrupación, quiero aclarar que Mendoza Flores no es representante de Aciman, sino solamente encargado de la comisión del tren, por lo que sus palabras y acciones no son necesariamente compartidas por todos los miembros de nuestra agrupación. "La comisión del tren es una entre otras de muy importante función en la consecución de las metas trazadas por la mesa directiva y la convención de Aciman. Hago hincapié en que una comisión no es autónoma ni representa el sentir absoluto de los socios de Aciman ni determina las acciones o el rumbo de la agrupación. "Puntualizo que la complejidad del proyecto mencionado suscitó una reunión entre el gobernador del estado, Mario Anguiano Moreno y Aciman, entre otros muchos encuentros de alto nivel con autoridades del sector. "En esa reunión se asumió el compromiso –compartido por todos los presentes– de respetar el resultado de un dictamen técnico de los expertos convocados por el señor gobernador para estudiar el proyecto. "Dicho túnel, junto con la ampliación norte de la Terminal Especializada de Contenedores (TEC II), ya terminada prácticamente, son de gran importancia en el desarrollo económico de la región y del país, dada la ubicación privilegiada del puerto de Manzanillo. "Considero, como muchos otros colimenses, que el puerto de Manzanillo no puede quedar fuera del Plan Nacional de Infraestructura. Desestimar los beneficios sustanciales que aportará el proyecto portuario-ferroviario, por el capricho de algunos, lesionaría a los más y al puerto en sí, pues dichas obras mejorarán las condiciones del intercambio comercial de México con la región Asia-Pacífico".

Comentarios