Cirugías estéticas enfrentan a priistas y panistas de BC

jueves, 16 de enero de 2014
TIJUANA, B.C. (apro).- Cuatro exfuncionarios del gobierno municipal de Playas de Rosarito, entre ellos dos regidores, usaron recursos públicos para financiarse cirugías estéticas consistentes en bandas gástricas para bajar de peso. El alcalde panista Silvano Abarca Macklis, quien ocupa por segunda ocasión el cargo, dio a conocer el uso de recursos del erario para pagar estas intervenciones quirúrgicas, por lo que anunció que el ayuntamiento interpondrá denuncias penales por daño patrimonial en contra de dos exregidores priistas y dos servidores públicos. “Se hicieron cirugías gástricas para adelgazar, comían mucho, estaban muy gordos y se operaron en lugar de comer menos”, señaló Silvano Abarca, quien también fue diputado local por el PAN. Estas expresiones provocaron que los exregidores priistas Antonio Serret y Dora Esquivel salieran a declarar que presentarán una demanda contra el presidente municipal por burlarse públicamente de su obesidad. Luego de reconocer que se sometieron a la colocación de una banda gástrica, justificaron que el motivo fue para bajar de peso y no por cuestiones estéticas, además que durante los tres años de su encomienda en el cabildo aportaron más de 600 mil pesos para gastos médicos y que la cirugía tuvo un costo de 50 mil pesos. También alegaron que se ajustaron a la ley y se exculparon al señalar que en todo caso el responsable de autorizar la cirugía y el pago correspondiente fue el doctor Raúl Martínez Olivares, exdirector médico del ayuntamiento durante la administración del cetemista Javier Robles Aguirre, la cual concluyó el pasado 30 de noviembre, aunque dejó una deuda de unos 200 millones de pesos. En medios locales se señala que los exservidores públicos que se sometieron a la misma operación son Emilio Rodríguez y Diana Soto, vinculados a Robles Aguirre.

Comentarios