Sepultarán a jornalero que murió en patios de hospital hace tres meses

martes, 7 de enero de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- José Sánchez Carrasco, el jornalero agrícola que murió tras clamar por atención médica afuera del Hospital General de Guaymas, Sonora, será sacado de la morgue –donde lleva ya 79 días– y será sepultado en los próximos días. Autoridades de Guaymas y de la Procuraduría estatal señalaron que se harán los trámites para poder sepultar al campesino, como se comprometió a hacerlo el alcalde del puerto, Otto Clausen Iberri. Para que Sánchez Carrasco recibiera una sepultura digna, el gobierno municipal solicitó al Ministerio Público la custodia del cadáver, que en otra circunstancia sería arrojado en una fosa común, pues no se encontró a familiar alguno para entregarle el cuerpo. Sánchez Carrasco murió el pasado 21 de octubre a las puertas del hospital de Guaymas, luego de que le negaran atención por carecer de seguro médico y dinero. El jornalero de 38 años, originario de Casas Grandes, Chihuahua, llegó al puerto sonorense semanas atrás, sin embargo, debido a que se deshidrató tras deambular bajo los rayos del sol, sufrió un cuadro agudo de desnutrición y, aunque se presentó a solicitar atención al Hospital General, se le negó el servicio y cinco días después falleció en los patios del nosocomio. Por ese hecho el director del hospital, José Alfredo Cervantes, fue cesado. Apenas este lunes 6, Mikel Arriola, comisionado federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), notificó al hospital de la multa económica por la muerte del jornalero agrícola. También dio a conocer sanciones para los directores de dos clínicas de Oaxaca, una de Puebla y una más de Hermosillo, Sonora, por no atender a pacientes en calidad de urgencia en cada una de sus instalaciones. En el caso del municipio de Jalapa de Díaz, Oaxaca, donde una mujer dio a luz en el patio de la clínica, se multó al director con 276 mil pesos, y en el caso de San Antonio de la Cal, también en Oaxaca, se notificó otra multa por 276 mil pesos al director de la clínica, también por un parto no atendido. En el caso de la clínica en Hermosillo, donde hubo un fallecimiento, se estableció una multa de 650 mil pesos, y en el caso de Tehuacán, Puebla, se aplicó una sanción de 276 mil pesos, detalló Arriola. Aparte de la sanción económica, la Cofepris levantó denuncias penales ante los ministerios públicos locales e informó de las multas a cada uno de los órganos internos de control de cada entidad. Aparte, todos los casos de negligencia médica son también investigados por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

Comentarios