Afirma PRI que recuperará Tabasco; acusa a Núñez de "desgobierno"

sábado, 4 de octubre de 2014
VILLAHERMOSA, Tab. (proceso.com.mx).- Ni la muerte de un militante por infarto apagó la euforia priista en la toma de protesta de cinco mil 700 consejeros estatales y municipales en la que el líder nacional del tricolor, César Camacho, acusó de “desgobierno” y “decepción” la administración perredista de Arturo Núñez Jiménez. Al término del evento, efectuado en el parque Tabasco de esta capital con asistencia de unos 10 mil priistas, el militante Jorge del Ángel Bustos sufrió un infarto y murió, sin asistencia médica. Eso no impidió que en su primera masiva concentración desde que perdieron la gubernatura en 2012, los priistas celebraran el discurso de su líder nacional, César Camacho Quiroz. Sobre todo cuando acusó al gobierno de Arturo Núñez de haber cambiado “la esperanza en decepción” y encabezar “desgobierno”, de espaldas al pueblo. “Este es un estado admirable, una tierra de gente buena y merece un gobierno de puertas abiertas, sensible a las necesidades sociales, cumplidor”, manifestó, y añadió en referencia al gobernador Arturo Núñez: “Me parece que quien ha trabajado muchos años y hoy le dieron la oportunidad de llegar al Palacio de Gobierno, ha cambiado la esperanza en decepción. No se vale que se desgobierne de espaldas a un pueblo noble y trabajador”. Sostuvo que el PRI hace política con responsabilidad y no desea que le vaya mal a nadie, pero el año próximo ganará “sin derrotar a nadie, no queremos humillar a los paisanos, pero queremos demostrar que somos capaces de plantear un mejor proyecto para Tabasco”. “A esta ola roja, a esta fuerza roja victoriosa nadie la va a poder parar”, aseguró ante los exgobernadores Roberto Madrazo y Manuel Andrade Díaz, el primero, reconocido con prolongado aplauso. Destacó que en la recolección de firmas para solicitar la eliminación de diputados federales y senadores plurinominales, se solicitó a Tabasco 31 mil rúbricas, sin embargo, aportó más de 184 mil, lo que es “un preludio del triunfo electoral”. “Si ustedes, los 184 mil que firmaron, convencieran a tres tabasqueños más, ganamos las elecciones del próximo año”, manifestó. Por su lado, el dirigente estatal del PRI, Erubiel Alonso, dijo que el tricolor sustituyó la improvisación y la simulación por la planeación y la organización, luego de haber aprendido la lección de la derrota en 2012. “Revisamos nuestros errores y trazamos la nueva ruta para reencontrarnos, para unirnos todos, para presentar sin precedente alguno la nueva fuerza política en Tabasco, y estoy plenamente convencido de que en el 2015 Tabasco se pinta de rojo”, sostuvo.

Comentarios