Centros de rehabilitación, nuevos nichos de trata de personas

martes, 30 de diciembre de 2014
MÉXICO, D.F., (apro).- La consejera de Derechos Humanos de Coahuila, Aída García Badillo, alertó hoy a las autoridades estatales a poner atención en los centros de rehabilitación y grupo de autoayuda para alcohólicos y drogadictos ante el surgimiento de algunos casos de trata de personas. En declaraciones al diario local Vanguardia, la activista refirió que en los últimos seis meses rescató a seis niñas hondureñas de una cantina en Monclova, y recibió llamadas en las que le pedían ayuda para sacar a mujeres de grupos de autoayuda en Acuña, donde aparentemente eran abusadas sexualmente. “El asunto de la trata en Coahuila está muy relacionado con lo femenino, sobre todo, en menores de edad, migrantes y mujeres”, dijo. García Badillo sostuvo que la trata de mujeres se está dando ahora en los llamados Centros de Ayuda para Alcohólicos y otras adicciones, en municipios como Saltillo, Monclova, Torreón y Acuña, situación que debe ser atendida por la Secretaría de Salud y el Gobierno del Estado. Lo anterior lo advirtió luego de realizar giras de trabajo dentro del Programa Fuerza de Tarea de la Comisión de Derechos Humanos. Además, recordó el caso de Hipólito Vázquez Pérez, Papá Polo, quien fue acusado de violación sexual y extorsión en perjuicio de menores de edad internados en los albergues del Centro de Rehabilitación Fundación Jóvenes de Saltillo que él mismo operaba. El Estado, subrayó, ha dejado a grupos como los de alcohólicos anónimos y otros de autoayuda, la atención para adictos y neuróticos, entre otros, pero no están regularizados. “Si queremos cumplir los indicadores internacionales en derechos humanos tenemos que ver qué servicios están dando y que cumplan con el estándar de calidad”, dijo. Y aclaró que el problema de la trata de mujeres en Coahuila se identifica en cuatro áreas: Servicio doméstico, trabajo sexual, mujeres migrantes y grupos de autoayuda.

Comentarios