A Granier ya le espera una celda especial en Tabasco: PGJE

viernes, 7 de febrero de 2014
VILLAHERMOSA, Tab. (apro).- Desde hace “buen rato” el exgobernador Andrés Granier Melo tiene acondicionada una celda especial en el Centro de Reinserción Social del Estado (Creset) para que, en caso de ser traído del Distrito Federal, responda por los delitos que le imputa la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJE). El procurador Fernando Valenzuela Pernas reveló lo anterior y confirmó que la Interpol busca al empresario Amílcar Sala Villanueva, compadre del exgobernador, considerado “el cerebro” del saqueo a Tabasco. En entrevista de radio, el funcionario manifestó que Granier Melo tiene ya dos autos de formal prisión del fuero común como presunto responsable de los delitos de peculado y ejercicio indebido del servicio público en pandilla, así como por peculado en pandilla. En el primer caso por el desvío 196 millones 918 mil pesos del sector Salud, en el que también está implicado su exsecretario de Finanzas, José Manuel Saiz Pineda, preso en el Creset por peculado y lavado de dinero que le imputa la Procuraduría General de la República (PGR). El segundo auto de formal prisión es por la desaparición de más de dos mil 604 millones de pesos, tan sólo del ejercicio fiscal 2012, último año del sexenio, en la que también están implicados Saiz Pineda, Miguel Ángel Contreras García y Alejandro Villegas Aparicio, estos últimos exsubsecretario de Egresos y extesorero de la Secretaría de Finanzas, respectivamente, y prófugos de la justicia. Desde junio del año pasado, el exgobernador priista se encuentra preso por problemas cardiacos en el hospital del centro de reclusión femenil Tepepan del Distrito Federal, acusado por la PGR de los delitos de defraudación fiscal y lavado de dinero. Según Valenzuela Penas, es cuestión de tiempo el traslado de Granier a Tabasco para ser juzgado y donde, por razones de salud y seguridad, desde “hace buen rato” tiene acondicionada una celda especial en el Creset. Detalló que es un espacio aislado del resto de la población carcelaria y con un tanque de oxígeno y otros equipos médicos. Explicó que dos expedientes clínicos solicitados por la PGJE detallan que el exgobernador tiene delicados problemas cardiacos, pero controlados, por lo que se volverá a pedir la opinión de los médicos que lo atienden, y del resultado que obtengan solicitar a la juez tercero de lo penal que le ha dictado los dos autos de formal prisión, Guadalupe Cadena Sánchez, su traslado a Tabasco. Manifestó que no descarta que la defensa utilice el recurso de la enfermedad para impedir el traslado de Granier a Tabasco, pero lo que sí descarta “es que las autoridades de Tabasco estén de acuerdo con eso”. El procurador también ratificó que la Interpol busca al compadre de Granier Melo, el empresario Amílcar Sala Villanueva, que fungió como asesor de inversiones de la Secretaría de Finanzas que encabezó Saiz Pineda. Considerado como el “cerebro” de toda la trama para el saqueo a Tabasco, a Sala Villanueva se le persigue para presentarlo ante el Ministerio Público de Tabasco por una averiguación previa abierta en su contra. Valenzuela Pernas manifestó que de acuerdo con las investigaciones, se tienen todos los indicios de que Sala Villanueva salió del país “desde hace rato”. Respecto de Fabián Granier Calles –hijo del exgobernador–, aclaró que es un caso federal y que, por el momento, en la PGJE no hay nada en su contra. Sobre el exsecretario de Salud, Luis Felipe Graham Zapata, acusado del delito de peculado, dijo que tiene orden de aprehensión y se encuentra prófugo, con alerta migratoria y “ficha roja” de la Interpol. Mencionó que también son sujetos de investigación la exsecretaria de Educación, Beatriz Luque, y el extitular de la Secretaría de Obras Públicas, Héctor López Peralta, a quienes, precisó, no se les ha dictado órdenes de aprehensión porque las averiguaciones previas no están concluidas. Reveló que para la búsqueda y presentación ante la justicia de exfuncionarios granieristas prófugos, hace unos meses se integró una unidad que tiene que ver con el Programa Marshall de una de las agencias de la embajada de Estados Unidos, en un método llamado “búsqueda de fugitivos”. “A diferencia de otros tiempos aquí no le apostamos al olvido sino al cumplimiento de la ley. Lo mismo puede ser un mes, dos meses, un año. La unidad está conformada por gente que no es de Tabasco, no son originarios de aquí, la mayoría ni siquiera sus familias viven aquí para evitar compromiso familiar o de otro tipo”, concluyó.

Comentarios