Niña "vendida" por su madre pasó 29 horas sin comer en cárcel de Chiapas

jueves, 13 de marzo de 2014
TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis. (apro).- La menor tzotzil de 14 años “vendida” en 15 mil pesos confirmó que estuvo detenida en la cárcel municipal de San Juan Chamula, donde pasó 29 horas sin comer, sin cobija y entre desperdicios, desde las 8:30 del domingo 9 hasta el lunes 10 a las 13:30 horas. Es por ello que la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) dio a conocer que inició la averiguación previa 122/IN7A-T1/2014 por el delito de privación ilegal de la libertad en agravio de la menor Roxana Hernández Sántiz, originaria de Mitontic. Roxana llegó hoy San Cristóbal de las Casas desde el paraje de Tojchotic, acompañada de su abuelo Vicente Hernández y su madre Rosa Hernández, para declarar ante la Fiscalía Especializada en Justicia Indígena con sede en esa ciudad. Al desmentir lo que dijo el miércoles pasado el juez de paz y conciliación indígena, Ricardo López Hernández, en el sentido de que la menor nunca fue apresada, Roxana confirmó ante la PGJE que sí estuvo detenida, como una forma de obligar a su madre a pagar la cantidad de 24 mil pesos, es decir, la suma de 15 mil que dieron por ella más 9 mil más de los intereses. También dijo que los municipales fueron hasta su casa para llevarla a la cárcel. Aunque no habla español, a través de un traductor denunció que no le dieron de comer, mucho menos agua; tampoco una cobija para cubrirse del frío. Rosa Hernández, madre de la adolescente, comentó que Armando López y Roxana “se separaron porque un día que estaban en su casa –la pareja vivía con ella en la casa de Vicente, el abuelo-- pasaron dos muchachos por la carretera, le hablaron a ella y él se enceló, debido a “que no le tenía confianza a su mujer”. También dijo que Armando llevó a Roxana a la casa de Vicente Hernández, padre de la menor, para devolverla con su familia. Es decir, la joven nunca huyó. Tres días después Armando volvió a la casa de don Vicente, pero ahora para pedir que le devolvieran los 15 mil pesos que pagó por Roxana, más 9 mil de intereses. Y como ello no ocurrió, se quejó ante las autoridades tradicionales de San Juan Chamula. Después de conocerse la detención de la indígena, la PGJE decidió iniciar una investigación del caso. De acuerdo con las investigaciones que realiza la Fiscalía Especializada en Justicia Indígena, el domingo 9 la menor fue citada por las autoridades tradicionales del municipio de San Juan Chamula, debido a que era acusada de haber abandonado a su pareja, Armando López, en el mes de noviembre. Estas exigían a Roxana, quien permaneció retenida de forma ilegal, el pago de 24 mil pesos por el supuesto delito de abandono. La PGJE destacó que intervino personal de la Dirección de Atención a Víctimas de la Fiscalía Especializada en Derechos Humanos y Servicios a la Comunidad para apoyar a la menor. La dependencia también advirtió que, en el marco de la integración de la averiguación previa, serán citados a declarar las autoridades tradicionales de San Juan Chamula y la expareja de la víctima.

Comentarios