Acusan de robo y extorsión a opositores a gasoducto Morelos en Puebla

miércoles, 9 de abril de 2014
PUEBLA, Pue. (apro).- La Procuraduría General de Justicia (PGJ) fincó cargos a los tres activistas opositores al gasoducto Morelos por robo agravado, extorsión y privación de la libertad, entre otros delitos. Pese a que las aprehensiones de la comisariada ejidal de San Felipe Xonacayucan, Enedina Rosas Vélez; del defensor de derechos humanos Juan Carlos Flores, y de Abraham Cordero, dirigente del Frente Campesino del Valle de Texmelucan y Sierra Nevada, fueron consecutivas, la PGJ destacó en un boletín que a los tres se le acusa de distintos delitos cometidos en fechas y lugares diferentes. En el caso de Enedina, actualmente presa en el penal de Cholula, la dependencia resaltó que se le acusa de los delitos de “oposición a que se ejecute alguna obra o trabajo público y robo calificado”. Según la averiguación previa 496/2014/Atlixco, abundó, Rosas Vélez obstaculizó la construcción del gasoducto en el municipio de Atlixco, además de que despojó de sus pertenencias a varios trabajadores de una empresa. En cuanto a Juan Carlos, preso en el penal de Cholula, la Procuraduría señala que el activista “enfrenta cargos por delito contra la infraestructura hidráulica, despojo y extorsión, entre otros ilícitos”. También resaltó que, el 16 de mayo de 2012, Flores Solís cometió los delitos antes señalados en la comunidad de Santa María Acuexcomac, perteneciente al distrito judicial de Cholula, por lo que se inició a la averiguación previa 18/2012/SPCHO. En relación con Abraham, la PGJ informó en otro boletín que se abrió una averiguación contra el activista por “su probable responsabilidad en delitos cometidos contra funcionarios públicos, amenazas y privación ilegal de la libertad”. La Procuraduría detalló que de acuerdo con el proceso penal 55/2014, Cordero Calderón agredió a varias personas que residían en un terreno de Tianguismanalco, Atlixco, además de que las privó de su libertad durante varias horas y amenazó con hacerles daño. “Una vez que los hoy agraviados presentaron su denuncia ante el agente del Ministerio Público, se realizaron diversas indagatorias y diligencias en coordinación con la Policía Ministerial y la Dirección de Servicios Periciales, a través de las cuales se obtuvieron los elementos de prueba necesarios para acreditar dichos ilícitos”, acotó la PGJ. El Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra y el Agua (FPDTA) de Morelos, Puebla y Tlaxcala ha asegurado que la detención de tres de los líderes del movimiento en contra del gasoducto Morelos tiene como único objetivo desarticular la resistencia social que hasta ahora ha detenido el avance del megaproyecto. Los integrantes del FPDTA señalaron que es evidente que los expedientes fueron armados para criminalizar a los activistas y atemorizar a los participantes en la lucha contra el gasoducto.