Autoridades de Tabasco estafan a campesinos con créditos falsos

sábado, 21 de junio de 2014
VILLAHERMOSA, Tab, (proceso.com.mx).- Después de la denuncia que interpuso el ganadero y productor agrícola Uriel Ruiz Loroño ante la Procuraduría General de la República (PGR) y la Contraloría estatal contra funcionarios de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, Forestal y Pesquero (Sedafop), por los presuntos delitos de fraude y falsificación de documentos, la dependencia admitió que detectó irregularidades en la aplicación de recursos de 2013 y que ya investiga los hechos. Ruiz Loroño acusó que los funcionarios de la Sedafop, entre ellos el titular de la dependencia, Pedro Jiménez León, y el subsecretario de Desarrollo Agrícola, Ulises Lanestosa Zurita, falsificaron documentos y su firma para asignarle un crédito de 240 mil pesos para un invernadero de hortalizas que nunca solicitó. Mediante un comunicado, la Sedafop informó que con la finalidad de mantener control eficaz del presupuesto, la dependencia realizó supervisión a los recursos de 2013 destinados a los productores tabasqueños. Derivado de lo anterior, en los meses de enero y febrero detectó siete presuntas irregularidades en la aplicación de esos recursos, “por lo que de inmediato entregó la documentación al área jurídica de Sedafop y así instrumentar, al existir material suficiente, los mecanismos jurídicos correspondientes, para deslindar responsabilidades”. Refiere que en el mes de abril, luego del análisis de las documentales, se determinó de acuerdo con la normativa aplicable, “turnar los procedimientos correspondientes a la Secretaría de la Contraloría, quien es la autoridad competente para conocer, resolver y sancionar este tipo de asuntos, en razón de su cuantía”. Destaca que durante el proceso de investigación se mantuvo contacto permanente con los presuntos afectados, en especial con el ganadero Uriel Ruiz Loroño, “con el afán de esclarecer el tema, quien en repetidas ocasiones ha declinado la invitación, por lo que no ha sido posible ponerlo al tanto del avance de las investigaciones”. El comunicado resalta, sin mencionar nombres, que la Sedafop determinó que tanto al servidor público como al despacho involucrado en este caso, “no se les renovó su contrato, por lo que ya no prestan sus servicios en la dependencia, ni podrán presentar proyecto alguno en un futuro inmediato, sin menoscabo de las responsabilidades que pudieran surgir durante los procesos que están desarrollándose”. Menciona que en relación a la demanda interpuesta por Ruiz Loroño ante la PGR, la instancia federal ha solicitado las documentales del caso, “las cuales fueron enviadas inmediatamente para la resolución del mismo, en virtud de que en la Sedafop no hay nada que ocultar ni se tolerarán conductas impropias, bien sea de servidores públicos, despachos o productores”. Señala que en el ejercicio 2013 se atendieron más de dos mil solicitudes, “de las cuales sólo se detectaron 7 casos de presuntas conductas inapropiadas”. Ruiz Loroño denunció que los funcionarios de la Sedafop autorizaron a su favor un crédito de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) por 240 mil pesos a fondo perdido con firmas y documentos falsos, sin que él solicitara o tramitara el apoyo y mucho menos recibido el dinero. Se enteró del hecho cuando la Contraloría del estado le notificó del supuesto crédito, por lo que denunció el caso ante el gobernador Arturo Núñez y el secretario de la Sedafop, Pedro Jiménez León, quienes le respondieron que no se preocupara porque no le cobrarían el crédito, ya que el programa es a fondo perdido, y le ofrecieron investigar. Ante ello, el ganadero y productor agrícola solicitó copia de la documentación soporte del supuesto crédito y acudió a la Contraloría del estado la PGR a denuncias los hechos por fraude y falsificación de documentos. Sin embargo, se quejó de que las investigaciones no avanzan y, por el contrario, del gobierno estatal lo han buscado para ofrecerle dinero para guardar silencio. “No hablaron directamente conmigo, llegaron con mi esposa y le ofrecieron 100 mil pesos para que nos quedáramos quietos, y le dije a mi esposa: esto no es de dinero, es un fraude que cometieron”, relató al noticiero local de TV-Azteca. “Como campesino nos cuesta un triunfo conseguir un crédito por la vía legal, y el poco dinero que llega de la Federación se queda en las oficinas. ¿Cuándo va a salir el campo del abandono en que está? Nunca. Dicen que son millones y millones que llegan y todo se queda en estos delincuentes de cuello blanco”, acusó. Y aseguró que no es el único defraudado por funcionarios de la Sedafop, pues tiene conocimiento de decenas de personas en casos similares “nada más que no hablan porque les da miedo”.

Comentarios