Analizan liberación de activistas de Guerrero presos en penales federales

martes, 1 de julio de 2014
CHILPANCINGO, Gro. (apro).- El gobernador Ángel Aguirre Rivero se comprometió a buscar “una salida política” para liberar a cuatro dirigentes sociales que se encuentran presos en cárceles de máxima seguridad, acusados por la Procuraduría estatal de los presuntos delitos como secuestro, terrorismo, sedición, motín y sabotaje. Se trata de tres integrantes de la Policía Comunitaria, Nestora Salgado García, Gonzalo Molina González y Arturo Campos Herrera, así como el líder del movimiento opositor a la presa La Parota, Marco Antonio Suastegui Muñoz. El mandatario acordó lo anterior, durante una reunión privada con ocho diputados federales del PRD  en la residencia oficial Casa Guerrero, al oriente de esta capital. Roberto López Suárez, integrante de la Comisión de Derechos Humanos del Congreso de la Unión, informó que buscaron el encuentro para plantearle al Ejecutivo la necesidad de trazar una ruta política para liberar a los cuatro dirigentes. “En respuesta, el gobernador (Ángel) Aguirre dijo estar dispuesto en llegar a un acuerdo político que no altere lo jurídico y darle una salida política correspondiente para que los cuatro dirigentes sean liberados, lo antes posible”, dijo el diputado federal perredista. Entrevistado al término de la encerrona, López Suárez remarcó: “En términos jurídicos se va a buscar la liberación y en términos políticos se va a acelerar”. Por ello anunció que el próximo lunes 7 en el puerto de Acapulco, se instalarán mesas de trabajo entre diputados federales del PRD y funcionarios del gobierno estatal con el propósito de analizar cuál será la vía política para abordar los casos de los cuatro dirigentes sociales encarcelados por el gobierno de Aguirre durante los últimos meses. El gobierno estatal informó en un comunicado que trabajan en la elaboración de una ley de amnistía para beneficiar a los presos políticos. También indica que el gobierno estatal “no persigue a ningún luchador social”. Mientras los diputados federales afirmaron que Aguirre aceptó buscar una salida política a los cuatro casos planteados, el boletín oficial matizó argumentando que el mandatario “expresó la plena voluntad de su gobierno para revisar los casos y explorar opciones que permitan que el proceso al que están sujetos por diversos delitos sea justo”. El gobernador Aguirre les recordó a los diputados perredistas que en su administración se ha apoyado económicamente a los integrantes del grupo de autodefensa denominado Policía Comunitaria de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (PC-CRAC), para “coadyuvar en su área de competencia en la prevención del delito”. Acerca de las detenciones de Nestora Salgado, Gonzalo Molina, Arturo Campos y Marco Suastegui, Aguirre “aclaró que no responde al interés de su gobierno, porque no se persigue a ningún luchador social”, indica el comunicado oficial.  

Comentarios