Echan de Sefiplan a empresarios de Veracruz que exigían el pago de pasivos

miércoles, 14 de enero de 2015
XALAPA, Ver. (apro).- Socios y agremiados de las distintas Cámaras Empresariales de Veracruz se presentaron este miércoles en la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan) para exigir el pago de “pasivos” por concepto de prestación de servicios y venta de materiales e insumos, pero fueron expulsados por personal de seguridad privada que resguarda la institución gubernamental. Una decena de empresarios de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco), Consejo Coordinador Empresarial de Xalapa (CCEX) y Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) convocaron este miércoles a una rueda de prensa urgente para advertir que los adeudos del gobierno de Javier Duarte con los empresarios de Veracruz son ya “insostenibles”. Carlos Stivalet, representante del CCEX, mencionó que desde que Mauricio Audirac Murillo encabeza la Sefiplan, se ha negado a otorgar una “audiencia” para tratar el tema de los pasivos que debe el gobierno a los empresarios de la región. “Hay pasivos que datan desde hace cuatro años. La falta de liquidez es evidente. Los pagos paulatinos fueron detenidos desde octubre pasado”, expresó Stivalet. Agregó: "El año pasado hubo varias reuniones, pero no se han cumplido los compromisos pactados. No nos han atendido. Fuimos ahí (Sefiplan) y no nos recibieron. Los de seguridad nos querían sacar y lo lograron. Si el gobierno quiere respeto, nosotros también pedimos respeto”. Los empresarios recriminaron que la falta de pago detonó una espiral de “insolvencia económica” que orilló a varias pequeñas y medianas empresas a no pagar el aguinaldo como es debido o bien lo retrasaron. En el último trimestre de 2014, los empresarios de Veracruz señalaron que del total de pasivos, el gobierno priista solo hizo “abonos chiquitos” de 5% y 10%, pero esos montos resultaron insuficientes para cumplir con el pago de nómina y aguinaldos de la clase trabajadora en la iniciativa privada. Otros empresarios recriminaron que al día de hoy no existe una “madurez gubernamental” y “hay una falta de interés por parte del gobierno que encabeza Javier Duarte de Ochoa para saldar el adeudo correspondiente”. De acuerdo con el presidente de la Canaco en Xalapa, Ernesto Pérez Astorga, la mayoría de los negocios requiere un soporte económico para subsistir, por lo que de continuar la cerrazón gubernamental será inevitable el cierre de empresas. “Nos mortifica mucho el hecho de que el gobierno del estado se pronunciara para hacer pagos desde el mes de octubre en algunos fideicomisos, pero no se ha cumplido el compromisos formal. No han pagado ningún peso de los millones que se iban a asignar para el sector empresarial”, apuntó. En su última comparecencia en el Congreso local, el titular de la Sefiplan, Mauricio Audirac Murillo, admitió un “pasivo circulante” con proveedores y por empréstitos adquiridos por un monto superior a los mil 400 millones de pesos.

Comentarios