Suspenden proyecto de estacionamiento en área verde del Congreso de NL

viernes, 9 de enero de 2015
MONTERREY, N.L. (apro).- La diputación permanente del Congreso local acordó suspender la construcción de un estacionamiento en un área verde del edificio legislativo, misma que fue tomada por ecologistas para impedir las obras. Desde el pasado lunes 5, los activistas se plantaron en el lugar con tiendas de campaña con el fin de evitar que entrara la maquinaria pesada para “depredar” un jardín que, dijeron, presta un importante servicio ambiental al centro de esta capital. Este viernes la diputación permanente de la legislatura, presidida por María Dolores Leal Cantú, de Nueva Alianza, aprobó por unanimidad una iniciativa enviada por la panista Rebeca Clouthier, en la que hace una defensa del predio ubicado en el cruce de las calles Escobedo y Matamoros, a espaldas de la sede legislativa. En su argumentación, Clouthier señala que el espacio de 18 por 52 metros se encuentra en el mismo lugar desde hace 25 años y ha sido defendido por ecologistas. Según la panista, los diputados no conocen detalles de los trabajos donde se pretende construir oficinas y 70 cajones de estacionamiento, con el aparente propósito de hacer más funcional el inmueble donde se asienta el Poder Legislativo del estado. Y se quejó que hasta ahora ha conocido los pormenores de la obra a través de los medios de comunicación, según los cuales la edificación costará 55 millones de pesos, además de que los administradores del Congreso ya licitaron la obra. “Debemos saber con qué tipo de material será construido, qué porcentaje del área verde será rescatada, cuántos árboles serán sembrados para sustituir a los que serán talados o si serán plantados en otro lugar. ¿Será un edificio sustentable? ¿Quién va construir? ¿Cuánto tardará la obra? ¿Cuánto va a costar?”, preguntó Clouthier Carrillo. Ante la opacidad, pidió que el proyecto se suspendiera hasta que el Congreso local haga una consulta abierta y estudie su viabilidad. Con base en ese argumento, la diputación permanente determinó turnar el acuerdo a la Comisión y Coordinación de Régimen Interno (Cocri) –encargada de la administración del Congreso local–, presidida por el priista Edgar Romo García, para que frene el proyecto y reprograme la inversión de la construcción de las oficinas y el estacionamiento en un predio distinto al que se escogió. Aunque aún falta que la Cocri oficialice la determinación, Romo García declaró ayer a la televisión local que se decidió suspender el plan hasta que sea revisado por expertos que avalen su viabilidad. Los ambientalistas saludaron la decisión de los diputados, pero anunciaron que no levantarán el plantón hasta que no reciban la notificación de suspensión provisional por el amparo que promovieron en días pasados ante el Juzgado Segundo de Distrito en Materia Administrativa para frenar la obra. David Pulido, integrante del colectivo Pueblo Bicicletero, dijo que no se confían del anuncio, pues la experiencia señala que los políticos son propensos a faltar a su palabra, y hasta ahora no existe una certeza jurídica de que cumplirán con este anuncio que por ahora únicamente parece un interés de su parte, agregó, para sentarse a dialogar con la ciudadanía. Señaló que creerán en los diputados si expiden un decreto para convertir la esquina verde en un área pública y si cambian la vocación del polígono para que deje de ser un área urbanizable y lo convierten, por ley, en un parque abierto que esté disponible para las futuras generaciones. “No es una suspensión real, no sabemos si legalmente van a detener el proyecto. Nosotros consideramos esto como algo interesante al ver que los diputados ya hablaron sobre el tema y decidieron escuchar a la ciudadanía. Saludamos eso. Cuando se haga una mesa abierta de discusión y se viertan argumentos sobre el futuro del área verde y podamos proponer el parque público que queremos, podemos decir que el asunto se pone serio”, subrayó. Además, señaló que los ambientalistas reconocerían la buena fe de los diputados si blindaran jurídicamente el espacio, pues el presente es un año electoral y, como es sabido, los políticos fácilmente entregan promesas que olvidarán al pasar la efervescencia de las campañas y las votaciones. Además de Pueblo Bicicletero, otras organizaciones que defienden el espacio es Reforestación Extrema, Academia de Arquitectura capítulo Monterrey, Hola Vecino, La banqueta se respeta, Movimiento de Activación Ciudadana y Sociedad de Urbanismo región Monterrey.

Comentarios