Ejecutan a cuatro policías comunitarios en Tixtla

jueves, 26 de noviembre de 2015 · 15:29
TIXTLA. GRO. (apro). Un grupo armado ejecutó a cuatro policías comunitarios la tarde de este jueves en la cabecera municipal de Tixtla Guerrero, justo tres días antes de la elección extraordinaria para elegir alcalde luego de que el proceso electoral del pasado 7 de junio fue anulado tras las protestas de estudiantes y padres de familia que exigen justicia por el caso de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa. Los hechos ocurrieron aproximadamente a las 14:20 horas cuando miembros de la autodefensa adherida a la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC) de la Casa de Justicia denominada La Patria es Primero acudieron supuestamente a “un llamado de auxilio ciudadano”, en las inmediaciones del barrio del Fortín, considerado como su bastión. Al menos seis guardias comunitarios se desplazaban en una camioneta pick up cuando fueron interceptados en la esquina de Tlapizaco con Flor de Adelfa por un grupo de pistoleros que viajaban a bordo de dos vehículos. Enseguida los sicarios bajaron a los comunitarios y prácticamente fusilaron a cuatro frente a decenas de testigos, informó un mando de la guardia comunitaria del Fortín quien no explicó la situación de los otros dos comunitarios. Al lugar ubicado a unos metros de la carretera federal Tixtla-Chilapa arribaron otros guardias comunitarios quienes se llevaron los cuerpos de sus compañeros y no permitieron que las autoridades ministeriales realizaran las diligencias correspondientes. Tampoco informaron sobre la identidad de las víctimas. Un mando de la policía comunitaria que opera en el barrio del Fortín atribuyó la masacre a la delincuencia organizada y responsabilizó a las autoridades de los tres niveles por su omisión e indolencia frente al tema de la inseguridad y violencia que se vive en este lugar ubicado a 14 kilómetros de la capital de la entidad. Entrevistada en el lugar, una mujer que se cubría el rostro con una capucha y portaba el uniforme verde olivo de la Policía Comunitaria de la Crac señaló que la banda de Los Ardillos, que dirige la familia del exdiputado local perredista Bernardo Ortega Jiménez, mantiene una “brutal confrontación” con la pandilla de Los Rojos por el control de esta plaza estratégica de la región centro de la entidad. La líder de la policía comunitaria calificó este hecho como “una afrenta del crimen organizado contra la policía comunitaria del Fortín” y que además enrarece el clima electoral sobre todo porque existen señalamientos de presuntos nexos de la delincuencia con autoridades de los tres niveles y candidatos a la alcaldía en este municipio colapsado por la narcoviolencia. Recordó que la guardia comunitaria del Fortín que creó el activista Gonzalo Molina, actualmente preso en la cárcel de Chilpancingo acusado de secuestro y subversión, había anunciado que no iban a boicotear el proceso electoral como lo hicieron hace cinco meses. Por ello dijo no entender el origen de la agresión del narco contra la policía comunitaria de este barrio de Tixtla y advirtió que van a realizar sus propias investigaciones para ubicar a los atacantes. El ambiente en Tixtla es de tensa calma, los cuerpos de los comunitarios ejecutados son velados en la base de la guardia comunitaria que se encuentra resguardado por personas armadas con rifles AR-15 y HK que se los quitaron a la policía municipal el año pasado. Al cierre de esta edición ninguna autoridad federal, estatal o municipal fijó postura sobre este nuevo hecho de violencia.