Detienen a excolaborador de Ángel Aguirre; van nueve consignados

miércoles, 11 de febrero de 2015
MÉXICO, D.F. (apro).- A nueve asciende ya el número de personas puestas a disposición de la justicia federal, entre ellos algunos colaboradores del exgobernador de Guerrero, Ángel Aguirre Rivero, por su presunta responsabilidad del delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita. El Consejo de la Judicatura Federal informó que los consignados, entre los que se encuentra el hermano del exgobernante, Carlos Mateo Aguirre, de 63 años, quedaron a disposición del Juzgado Quinto de Distrito de Procesos Penales Federales en el Estado de México. Los acusados están detenidos en el Centro Federal de Readaptación Social Número Uno, conocido como el Altiplano, en el municipio de Almoloya, en ese estado. Después de que rindan su declaración preparatoria, prevista para las próximas horas, el juez definirá su situación jurídica como sujetos de formal prisión para que se inicie el juicio en su contra o decrete su libertad. El Consejo de la Judicatura omitió los nombres de los consignados, pero la PGR informó el martes que había detenido a seis personas, entre ellas Carlos Mateo Aguirre Rivero y otros exfuncionarios del gobierno de Guerrero, por su presunta participación en el desvió de recursos públicos y operaciones con recursos de procedencia ilícita. Carlos Mateo Aguirre fue secretario de despacho del Consejo de Asesores de su hermano. Otro de los detenidos fue Luis Ángel Aguirre Pérez, sobrino del gobernador con licencia. Este miércoles, la Policía Federal anunció la detención de uno de los hombres más cercanos al gobernador con licencia, Víctor Ignacio Huges Alcocer, exsubsecretario de Finanzas y Administración del estado, por el presunto lavado de 287 millones 12 mil 594 pesos, desviados del erario estatal. Huges Alcocer fue además secretario particular de Aguirre, cuando éste era senador por PRI, antes de que fuera postulado como candidato a gobernador por una coalición encabezada por el PRD. Según la PGR, tuvo un papel principal en el presunto desvío de los recursos a empresas que posteriormente los habrían transferido a cuentas de familiares del exgobernador y del propio Huges. Ángel Aguirre Rivero tuvo que pedir licencia en octubre pasado, luego de la desaparición de 43 normalistas de Ayotzinapa, a manos de la policía de Iguala por órdenes del entonces alcalde José Luis Abarca, que fue postulado por la misma coalición, y que según la PGR está relacionado con el grupo delictivo Guerreros Unidos.  

Comentarios