Tabasco: expriistas y experredistas brincan al Verde para 'candidatearse'

lunes, 23 de febrero de 2015
VILLAHERMOSA, Tab. (apro).- La vicecoordinadora de la fracción parlamentaria del PRI, Esther Alicia Dagdug Lutzow, renunció a 30 años de militancia y anunció que el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) la postulará para legisladora federal por el cuarto distrito electoral. Expresidenta de la Fundación Luis Donaldo Colosio y tía política de “Fabiancito” Granier Calles –hijo del exgobernador Andrés Granier Melo– acusó que su ahora expartido ha mantenido una actitud “tibia” y no ha sido una oposición real al gobierno perredista de Arturo Núñez. Dagdug Lutzow ha sido una de las diputadas más críticas del gobierno nuñista, pero cuando se le preguntó del porqué no asumió la misma actitud con el gobierno priista de Granier Melo. dijo que como legisladora local en la primera mitad de esa administración hizo también señalamientos pero que a veces la escuchaban y otras no. La legisladora es hermana del empresario radiofónico Moisés Dagdug Lutzow, exconsuegro del exgobernador Andrés Granier. Paralelamente, el dirigente del PVEM en esta capital, Cruz Castellanos, presentó a 40 líderes que abandonaron al PRI y se sumaron al Partido Verde. “Quienes están aquí fueron representantes distritales del PRI hace mes y medio, y hoy con todas sus estructuras están en el Verde”, festejó en rueda de prensa. La semana pasada, la diputada Rosalinda López Hernández renunció a 15 años de militancia en el PRD y aceptó ser candidata única del PVEM-PAN para la alcaldía del municipio de Centro, cabecera de Villahermosa. La diputada perredista Verónica Pérez Rojas también está en pláticas con el PVEM, que le ha ofrecido la candidatura a la diputación federal del V distrito. De aceptar, el PRD quedaría con 17 legisladores y perdería la mayoría absoluta en el Congreso del estado. En tanto, tres exalcaldes perredistas con cuentas públicas reprobadas y que ahora buscan la misma posición por el partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena) atribuyeron este hecho a “venganzas” de los exgobernadores priistas Manuel Andrade Díaz y Andrés Granier Melo. El dirigente estatal de Morena, Javier May Rodríguez; el subsecretario de Comunicaciones y Transportes (SCT), Rafael Sánchez Cabrales, y Fredy Martínez Colomé se anotaron para buscar de nuevo las alcaldías de Comalcalco, Jonuta y Macuspana, respectivamente. Los tres aseguraron que no tienen impedimento alguno, que aclararon las observaciones que provocaron la reprobación de sus cuentas públicas y que todo se debió a “venganzas” de Andrade y Granier, a través de la mayoría priista que controlaban en el Congreso, por la postura crítica que mantuvieron contra ellos. “La prueba está en que Granier está en la cárcel y yo no”, replicó May Rodríguez. Sánchez Cabrales dijo que, en su caso, interpuso controversias constitucionales ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), y el máximo tribunal frenó las acciones “burdas y legaloides” del Órgano Superior de Fiscalización del Estado (OSFE) en su contra. El próximo 7 de junio los tabasqueños elegirán 17 alcaldes y 35 diputados locales, además de seis legisladores federales.

Comentarios