Candidata a diputada por el PRI renuncia para preservar su prestigio

viernes, 27 de marzo de 2015
MÉRIDA, Yuc. (apro).- Causante del conflicto entre el PRI y Movimiento Ciudadano (MC) por su doble postulación como diputada local, Diané Carrillo Vega, presidenta de la Asociación de Empresarias y Ejecutivas del Sureste (Amees), anunció esta noche su renuncia a la candidatura en aras de su prestigio. Carrillo Vega fue registrada ante el Instituto Electoral y Participación Ciudadana (Iepac) como candidata a diputada local propietaria por el V distrito electoral por el MC. Simultáneamente, el PRI la registró como candidata, pero suplente, al mismo cargo. Dado el entuerto, la directiva estatal de MC, que encabeza Silvia López Escoffié, acusó al Revolucionario Institucional de infiltrar espías en sus filas, ejemplo de ello, dijo, es el caso de Carrillo Vega, que luego de hacerse de información estratégica del partido opositor, al que llegó ocultando su filiación priista, fue postulada por el tricolor. Además, López Escoffié denunció ante la fiscalía investigadora No. 35 de la Fiscalía General del Estado (FGE) a Carrillo Vega y a quien resulte responsable por el delito de abuso de confianza derivado de su “doloso” doble registro como candidata de MC y al mismo tiempo del PRI y sus aliados en este proceso: PVEM, Panal, Partido Humanista y Partido Encuentro Social. En defensa de la candidata, el dirigente estatal del PRI, Luis Hevia, destacó que oportunamente ella notificó al órgano electoral su renuncia a la candidatura de MC. Mediante una carta dirigida a la opinión pública, Carrillo Vega acusó esta noche a MC de haber emprendido una “campaña de desprestigio y descalificaciones” contra su persona. “Sí es cierto que me reuní con la dirigencia de Movimiento Ciudadano, en enero, como invitación a representar a dicho partido en la actual contienda electoral”, pero “no es cierto que yo haya aceptado la candidatura a ningún distrito por ese partido”, apuntó. Añadió. “No es cierto, por tanto, que haya incurrido en actos de engaño o abuso de confianza”. Argumentó que “al aceptar unirme al proyecto del PRI, asumí la responsabilidad sabiendo que mi compromiso estaba 100% con este partido. Ahora, Movimiento Ciudadano me descalifica y acusa sin fundamento”. Y más: “Antes que mi interés político está mi interés en preservar mi prestigio y mi calidad profesional” y por ello “he decidido renunciar a mis intereses políticos para demostrar que antes que toda actividad política está mi prestigio y el de la asociación que he presidido”.