Sobrevive familia a tornado al refugiarse en el baño

martes, 26 de mayo de 2015
MÉXICO, D.F. (apro).- “Venimos huyendo de la violencia de Ciudad Juárez (Chihuahua) y mire con qué nos venimos a encontrar”, narró Luz Elena Ramírez Cigarra, quien junto con su esposo y seis de sus siete hijos sobrevivió al tornado registrado el lunes pasado en Ciudad Acuña, Coahuila, gracias a que se encerraron en el baño de su casa; el resto de la vivienda desapareció. “Yo sentía que el aire me jalaba, no sé cómo pude manotear a mis hijos y los eché para acá, y los agarraba así fuerte para que no se los fuera a llevar” el tornado, dijo la mujer. La mayor de sus siete hijos ya está casada y vive en una casa al lado de la suya la cual también sufrió graves daños debido a que le cayó encima la camioneta de su papá. Fueron apenas unos segundos, recordó la mujer, pero suficientes para matar a 13 personas, hacer volar vehículos como si fueran de papel y destruir 750 casas, 247 de ellas en su totalidad, según la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu). Maite García, habitante de la colonia Santa Rosa, una de las cuatro que fueron golpeadas por el tornado, también pudo narrar la pesadilla que vivió. “Me desperté asustada al sentir cómo comenzó a temblar la tierra, eso me salvó la vida, ya que instantes después un camión cayó del cielo y la pared se desplomó sobre la cama en la que dormía minutos antes”, recordó. Fue su hijo quien, sobresaltado por los truenos, se levantó de su cama y despertó a sus padres. Minutos después, un camión cayó sobre su cuarto. El conductor murió por el impacto de la caída. A Claudia Soria, habitante del fraccionamiento Altos de Santa Teresa, sólo se le ocurrió una palabra para describir lo que vivió: terror. Vio salir a su marido de entre los escombros, estaba ensangrentado y lleno de lodo, y entre sollozos gritaba el nombre de su esposa y de su hijo. Ambos salvaron la vida tras haberse refugiado en el baño de la vivienda. Alejandra Morales y sus pequeños Melany de cuatro años y Jonathan de dos, no corrieron con la misma suerte. La muerte los sorprendió antes de que pudieran darse cuenta de que un potente tornado derribaba el techo de su casa sobre ellos. Alejandra trabajaba en el área de Recursos Humanos en una empresa de Acuña. Los niños se habían ido con su papá el fin de semana y los devolvió a su madre el domingo pasado por la tarde, cuando volvió se enteró que se había quedado sin familia. La mayoría de los cuerpos de las víctimas, 13 según el recuento oficial, fueron encontradas en el lugar del siniestro que abarcó los fraccionamientos Altos de Santa Teresa, Santa Rosa, Ampliación Santa Rosa, colonia Las Aves y Santa Teresa. Una vez identificados los cuerpos, la Procuraduría General de Justicia del estado dio a conocer los nombres de las víctimas mortales. Se trata de Alfredo García Ruiz, de 58 años; José Luis Sánchez Rodríguez, de 47; Abel Contreras Márquez, de 41; José Eduardo Carrillo Moreno, de 27; Mayra Alejandra Almaraz García, de 28; Mario Alberto Lozano Hinojosa, de 50. También José Eduardo Moreno Carrillo, de 24 años; Abel Contreras Hernández, de 18; Juan Pedro Sandoval Alvarado, de 24; María Lidia Pineda Aguilar, de 45, así como los menores Melany Escarlet Morales Alamaraz, de cuatro años, Jonathan Alexander Morales Almaraz, de dos años y Osvaldo Govea Contreras, de 10 meses de edad. De los que resultaron heridos, 23 permanecían hospitalizados este martes, 12 de ellos en hospitales del Seguro Social y 11 en el Hospital General de Acuña. A ocho se les practicó una cirugía por la gravedad de sus lesiones. Los pacientes recibieron la visita de la titular de la Secretaría de Salud federal, Mercedes Juan López, quien aclaró que fueron 44 los internados pero 21 de ellos fueron dados de alta. La dependencia federal informó además que se desplegaron cuatro brigadas de seguridad que se suman a las ocho de la dependencia estatal en las que se brindan servicios de consulta general, farmacia, servicio dental y atención psicológica. La SS también informó de la clausura de dos tiendas de conveniencia por insalubridad, de la destrucción de 600 kilogramos de alimento no apto para consumo humano, y del inicio de acciones de encalamiento, fumigación y rociado intradomiciliario para evitar epidemias. Entre el lunes pasado y este martes, abundó, se han otorgado 607 consultas, se han realizado ocho cirugías, aplicado mil vacunas, distribuido 850 sobres Vida Suero Oral y 700 paquetes de antiparasitarios. Reconstruir lo destruido, promete EPN Por la mañana, el presidente Enrique Peña Nieto realizó un segundo recorrido por la zona afectada, el primero lo hizo el lunes por aire al llegar de urgencia a la entidad. Acompañado por el gobernador Rubén Moreira y el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, expresó sus condolencias y solidaridad con las familias de las personas que murieron y prometió a los afectados “el máximo apoyo”. “Quiero comprometer, señor gobernador, la participación del gobierno de la república para que podamos, a partir, primero, de reconstruir lo que ha quedado destruido (…) en que podamos hacer una tarea para revisar las condiciones que tiene esta zona y poder hacer labores de reconstrucción urbana”, dijo, y reconoció que ningún satélite alertó sobre el tornado. A los afectados les prometió: “No los dejaremos solos (…) haremos lo necesario para conseguir la normalidad en la ciudad” y se comprometió a visitar la ciudad una vez que los compromisos se hayan cumplido. Osorio Chong rechazó precisar la cifra que se asignará por parte del Fonden, para la reconstrucción de las viviendas y escuelas afectadas, y se limitó a afirmar que hay suficientes recursos para enfrentar la desgracia en Ciudad Acuña. Peña Nieto hizo públicos los compromisos que asumió en Ciudad Acuña, también a través de su cuenta en Twitter. “Dialogué con los vecinos y me comprometí a recuperar la normalidad en sus colonias y a mejorar la imagen urbana. “No están solos. Regresaré a #Acuña a entregar las casas y obras comprometidas este día”, tuiteó el mandatario. Por su parte, el coordinador nacional de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación (Segob), Luis Felipe Puente, informó por el mismo medio que el servicio de agua potable en el área ya ha sido restablecido. La secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles, anunció de su lado que la dependencia proveerá de alimentos a la población afectada y pondrá en marcha el Programa de Empleo Temporal Inmediato. Además, dijo que solicitará al Congreso local un punto de acuerdo para que la Sedesol pueda actuar ante la emergencia y su intervención no se “malinterprete” dada la cercanía de las elecciones. Robles Berlanga comentó que la participación de la Sedesol será en dos vertientes: Una relacionada con el apoyo a la población afectada con el suministro de alimentos, a través de los comedores comunitarios del Programa Fronterizo en zonas cercanas al siniestro. Y la otra, la puesta en marcha del Programa de Empleo Temporal Inmediato, para que la gente de las colonias afectadas pueda participar en las labores de limpieza y levantamiento de escombros, y obtener un ingreso. Pronostican más tornados El Servicio Meteorológico Nacional (SMN) informó hoy que está en desarrollo actividad nubosa que generará lluvias fuertes, tormentas, granizadas, vientos fuertes y probable formación de torbellinos o tornados en el norte de Coahuila. A través de un comunicado, el organismo advirtió que hay riesgo de afectación en particular para los municipios de Zaragoza, Jiménez, Ciudad Acuña y Múzquiz. Estas condiciones meteorológicas, explicó, se deben al frente frío número 53, que se mantiene en interacción con el impulso de aire cálido y húmedo procedente del Golfo de México, que podrían estar presentes durante la tarde y la noche de este martes. El SMN y la Conagua recomendaron a la población mantenerse informada sobre las condiciones meteorológicas mediante la cuenta de twitter @conagua_clima y en las páginas de internet http://smn.conagua.gob.mx y www.conagua.gob.mx, así como seguir las recomendaciones de Protección Civil.