Designa Cué a nuevo contralor del gobierno de Oaxaca

lunes, 4 de mayo de 2015
OAXACA, Oax. (apro).- Sin detener a ningún “pez gordo” del sexenio de Ulises Ruiz Ortiz, pese a que 45 auditorías concluyeron que hubo un daño patrimonial de 4 mil millones 971 mil pesos, el gobernador Gabino Cué realizó el cambio 60 en su gabinete al remover a la secretaria de la Contraloría y Transparencia Gubernamental, Perla Woolrich Fernández. En sustitución de la panista fue nombrado el exprocurador Manuel de Jesús López López, quien argumentó que por la mala integración de los expedientes en la Secretaría de la Contraloría y Transparencia Gubernamental no fueron detenidos los colaboradores del exgobernador priista Ulises Ruiz Ortiz. Ahora, la encomienda del mandatario estatal al nuevo contralor es impulsar la Ley del Sistema Estatal de Combate a la Corrupción, presentada por el Poder Ejecutivo a la LXII Legislatura, el pasado 17 de marzo. Recientemente la panista Perla Marisela Woolrich Fernández, quien estuvo al frente de la Contraloría desde el 1 de diciembre de 2010, fue duramente cuestionada por el Corporativo de Apoyo y Defensa de los Constructores Oaxaqueños (Cadco), al acusarla de proteger al exsecretario de las Infraestructuras y Desarrollo Territorial Sustentable (Sinfra), Netzahualcóyotl Salvatierra López, por presuntas irregularidades en la asignación de obras por un monto de 2 mil 776 millones 18 mil 292 pesos. Los inconformes pidieron hace unos días la renuncia de Perla Woolrich y del titular de la Auditoría Superior del Estado, Carlos Altamirano Toledo, por ser “cómplices” de presuntos actos de corrupción en Sinfra por presuntas irregularidades en la asignación de obras por un monto de 2 mil 776 millones 18 mil 292 pesos. Mientras que el magistrado Manuel de Jesús López López solicitó licencia al Tribunal Superior de Justicia del Estado (TSJE) para iniciar esta nueva faceta al servicio de la administración pública estatal. Cué enfatizó que la encomienda es impulsar la nueva Ley donde se establecerá la creación de la Fiscalía Especial Anticorrupción; un órgano que se insertará en la estructura de la Fiscalía General del Estado y con autonomía funcional, a fin de implementar mecanismos jurídico-administrativos, de coordinación y participación ciudadana que contribuyan a la prevención y combate eficiente de las prácticas indebidas en el servicio público. También indicó que este reto se enmarca en la Promulgación de la Ley General de Transparencia y Acceso a la Información Pública dada a conocer este lunes por el presidente Enrique Peña Nieto, la cual obliga a las autoridades de los tres poderes, órganos autónomos, sindicatos y a cualquier persona física o moral que ejerza recursos públicos a transparentar la información que generen. Con este cambio suman 60 los ajustes en el gabinete de Gabino Cué, ya en el último tramo de su gobierno sin que hayan sido encarcelados los ulisistas que dejaron un quebranto de 4 mil millones a la entidad.  

Comentarios