Batalla campal entre comerciantes y granaderos deja al menos 7 heridos en Uruapan

martes, 5 de enero de 2016
URUAPAN, Mich. (apro).- Al menos siete lesionados fue el saldo de un enfrentamiento entre comerciantes y granaderos en el primer cuadro de la ciudad, en una batalla campal por los espacios públicos. En la refriega ambos bandos se agredieron con objetos punzocortantes, palos, macanas y piedras, y hay al menos cuatro heridos de consideración. El enfrentamiento se da luego de que el ayuntamiento prohibiera a los comerciantes instalarse a ofrecer sus productos sobre la vía pública. Los vendedores lograron en un primer momento replegar a los uniformados, en tanto paramédicos trasladaron a los heridos a recibir atención médica. Poco más de 200 vendedores encararon a los uniformados; de ambos bandos hubo golpes “a mano limpia”, botellazos y palazos. Desde la tarde de ayer los comerciantes se posesionaron de un tramo de Corregidora, atrás del mercado de antojitos, la zona más turística de la ciudad, y al no contar con permiso del ayuntamiento, la autoridad negoció con ellos su retiro. Los roces verbales que se mantenían desde las 9 de la mañana generaron un brote violento cerca de las 12:30 horas. Al sitio arribaron integrantes de las diversas casas del estudiante, como Madre Latina, que respaldaron a las personas que intentan salir a la vía pública a vender sus productos. Los comerciantes empezaron a lanzar piedras, botellas de vidrio y palos, agresión que fue contestada por elementos de Fuerza Ciudadana. Posteriormente los vendedores se internaron en el mercado Vasco de Quiroga para resguardarse. Sin embargo, los comerciantes volvieron al sitio y cuando pretendían instalar su vendimia llegaron elementos de la Fuerza Ciudadana. Al intentar retirarlos, los policías fueron agredidos a garrotazos, botellazos y pedradas. Siete vendedores heridos fueron llevados a diferentes hospitales locales. Finalmente, los vendedores fueron desalojados y la zona quedó resguardada por policías de la Fuerza Ciudadana. Los comerciantes amenazan con volverse a instalar en el lugar.

Comentarios