Acusan injerencia del senador Jorge Luis Preciado en interna panista de Colima

lunes, 19 de diciembre de 2016
COLIMA, Col. (apro).- Entre acusaciones mutuas de haber enturbiado la elección de dirigente estatal del PAN, el exalcalde de Colima Enrique Michel Ruiz y la diputada local con licencia Julia Liceth Jiménez Angulo se proclamaron ganadores de un proceso cuya resolución final, según se avizora, se definirá en las últimas instancias. La jornada electoral culminó con un zafarrancho en las instalaciones del PAN en el municipio de Coquimatlán, donde chocaron integrantes de ambos equipos durante el conteo, luego de que los michelistas lograron la anulación de 80 boletas que presuntamente definían la votación total a favor de Jiménez Ángulo y los seguidores de ésta exigían la reapertura inmediata de la urna para realizar un recuento. Durante el enfrentamiento, el diputado Riult Rivera Gutiérrez fue jaloneado, en tanto que la regidora Concepción Torres, del municipio de Villa de Álvarez, sufrió lastimaduras en el cuello. En rueda de prensa, la diputada Julia Jiménez acusó al senador Jorge Luis Preciado Rodríguez de querer “robar la elección con actos fraudulentos llevados a cabo durante todo el proceso electoral” para colocar a Enrique Michel en la dirigencia estatal del PAN. La legisladora se quejó de que cuando concluyó el conteo de la segunda vuelta y ella iba adelante, su representante, Mónica Gutiérrez Mendoza, “fue privada de la libertad” de manera temporal mientras “se manipularon las boletas de manera ruin” por instrucciones de Jorge Luis Preciado, quien “es una persona sin escrúpulos y sin moral”. También acusó al presidente municipal de Coquimatlán, Orlando Lino, de origen panista, de haber intervenido directamente en la elección y de utilizar a la policía municipal para intimidar a los seguidores de Jiménez. “No es posible –dijo la diputada– que habiendo ganado siete municipios hasta ese momento, nos digan que tenemos 80 votos nulos en Coquimatlán, luego de que la primera vuelta la ganamos y en la segunda ganamos con mayor diferencia de votos, por lo que cuando Enrique Michel y su gente se vieron perdidos, fue cuando hicieron ese acto de violencia y de corrupción”. Por su parte, Enrique Michel se proclamó ganador con mil 431 votos contra mil 379 de su contrincante, Julia Jiménez, y restó importancia a las incidencias de la elección. Enseguida señaló: “Llevamos a cabo nuestro proceso interno en santa paz, solamente por la noche en el municipio de Coquimatlán se dio un incidente que no pasó a mayores, lo que habla de cómo sabemos conducirnos los panistas”. Asimismo, Michel hizo un llamado al gobernador priista José Ignacio Peralta Sánchez para que “deje de seguir metiendo las manos en el proceso electoral del PAN a través de su primo hermano Pedro Peralta Rivas –exdiputado panista–, quien andaba dirigiendo el operativo de Coquimatlán, tratando de desestabilizar nuestro proceso electoral”. Añadió: “Me pregunto si Pedro Peralta tiene algún cargo en el gobierno estatal, porque llegó acompañado de agentes de la Policía Estatal”. El diputado Luis Humberto Ladino Ochoa, miembro del equipo de Enrique Michel, argumentó que cuando los representantes de Julia Jiménez en Coquimatlán se dieron cuenta de que no les favorecían los resultados, “trataron de reventar la casilla, porque insistían en que se abriera nuevamente la urna, que ya estaba cerrada y contabilizada, para provocar su anulación, pues era donde se le daba la vuelta a la elección y el triunfo a Enrique Michel”.

Comentarios