'No me espantan las manifestaciones, no voy a renunciar”, dice Cuauhtémoc Blanco

martes, 8 de marzo de 2016
CUERNAVACA, Mor. (apro).- El alcalde de Cuernavaca, Cuauhtémoc Blanco Bravo reapareció en la capital de Morelos, un día después de que manifestantes lanzaron huevos y jitomates contra el palacio municipal y 68 horas después de su partido de despedida con el equipo de Televisa, el América; y afirmó que no ha pensado renunciar a la alcaldía y que no tiene miedo, “porque los tiene bien puestos”. En conferencia de prensa, Blanco Bravo dijo que “no me espantan” quienes se manifiestan y que en la víspera lanzaran huevos y jitomates contra la presidencia, a los que acusó de “cobrar” para hacer marchas y los desafió a acudir de nueva cuenta a “agredir” el edificio municipal antiguo hotel Papagayo, sede del ayuntamiento de Cuernavaca. El edil dijo que, efectivamente, estuvo ausente de la capital de Morelos desde el jueves pasado, cuando fue a realizar un entrenamiento para su juego del sábado. Respecto de ayer lunes, aseguró que tenía una cita en la Secretaría de Gobernación para “bajar recursos” que se utilizarán en el rescate financiero de la ciudad. “El Cuau” se lanzó contra Gabriel Rivas, exdiputado local opositor en tiempos de Jorge Carrillo Olea, uno de los dirigentes más visibles de la Asociación Cívica Morelense Gustavo Salgado, cuyos integrantes lanzaron huevos y jitomates contra el ayuntamiento este lunes. Dijo que “es una persona que le encanta hacer manifestaciones y cobra por las manifestaciones, y yo no me voy a espantar porque el señor venga y aviente huevo. El señor cobra un porcentaje a las personas de la tercera edad, a mí el señor Gabriel Rivas no me va a espantar, quiere venir que venga otra vez. Aquí lo espero”. Asimismo, sostuvo que no permitirá la corrupción en el ayuntamiento, “y puede venir el señor Gabriel Rivas y aventar huevos y no me va a espantar porque yo lo dije, cero tolerancia, cero corrupción”, y voy a cumplir mis compromisos, por eso, “no me espantan las manifestaciones, son normales”, aseguró. Respecto de la reunión que tuvo la semana pasada con el gobernador Graco Ramírez, la segunda en 68 días de gobierno, dijo que “es por el bien de todos, por el bien de Cuernavaca”, porque es importante mantener la comunicación. “Los acuerdos que hemos logrado con el gobernador, son importantes para Cuernavaca, para cambiarla”, sostuvo sin entrar en detalle respecto de los acuerdos. Mujeres y transparencia A pregunta expresa, respecto a que Cuernavaca es uno de los ocho municipios dentro de la alerta de violencia de género, y sobre las medidas que se han tomado, Cuauhtémoc Blanco evadió la pregunta, no dijo nada al respecto. Al insistírsele sobre que no hay mujeres en su gabinete, violando la equidad de género, Blanco Bravo señaló: “No mira, yo he dicho que la mujer es muy importante. He dicho que la mujer es una persona trabajadora y luchona, siempre he dicho que aquí no se le cierran las puertas a ninguna mujer. Al contrario, yo vengo de una madre, nací de mi mamá. Estoy orgulloso de tener una madre como la que tengo. Aquí no se le niega el trabajo a nadie, menos a las mujeres. Serán bienvenidas”. Sobre el tema de la transparencia, Cuauhtémoc Blanco Bravo se comprometió a cumplir en esta semana con la Ley de Información Pública y Protección de Datos Personales, dado que hasta el momento no se han hecho públicas ni las nóminas ni las declaraciones patrimoniales: “Si quieres investígame (le dice al reportero). Yo he trabajado muchísimo. El que nada debe nada teme. Esta semana subiremos las cosas de transparencia”, mencionó en referencia a que todavía no se han hecho públicas las declaraciones patrimoniales ni del alcalde ni de los miembros del cabildo y sus funcionarios”. Dijo que no permitirá la corrupción ni el nepotismo. “Si encuentran que aquí en el ayuntamiento está trabajando mi hermano o mi primo, entonces me avisan y lo arreglamos. Yo voy con cero tolerancia a la corrupción. Al término de la conferencia, ya de pie, le pregunta el reportero: - Alcalde, está en su agenda pedir licencia al cargo. Molesto voltea y pregunta: -“¿Qué?”. - ¿Que si está en sus planes dejar la presidencia municipal de Cuernavaca?, se le insiste. - No. ¿Por qué?, responde desafiante. - Es pregunta. - ¿Ya quieres que me vaya o qué?, se ríe y recompone el semblante. La tensión baja. Rodeado de Roberto Yáñez y el equipo de comunicación que se compone del cronista deportivo y entrenador de futbol americano Alexander Piza, así como del reportero Jaime Rosas, el exfutbolista responde: “No mira, ya les he dicho 20 veces que no voy a dejar la alcaldía. Yo estoy aquí porque los ciudadanos, las personas de Cuernavaca me votaron. Y aquí voy a seguir firme hasta el final de mi administración. Pase lo que pase. Tengo palabra y los tengo bien puestos”, concluyó.

Comentarios