Resguardan centro de salud que cerró por violencia en Guerrero

jueves, 14 de abril de 2016
CHILPANCINGO, Gro. (apro).- Por segundo día consecutivo permanece cerrado un centro de salud ubicado en pleno centro de esta capital, luego de que un enfermero fue privado de su libertad por un comando y posteriormente fue localizado vivo con huellas de tortura y un mensaje donde lo acusan de "violador". Desde ayer, la unidad médica dependiente de la Secretaría de Salud estatal, localizada sobre la calle Benito Juárez, a la altura de la alameda central y a tres cuadras del zócalo, permanece resguardada por agentes de la Policía Preventiva estatal. No obstante, los trabajadores se niegan a prestar el servicio por temor a sufrir una agresión y primero colocaron un cartel en la reja del inmueble anunciando el cierre temporal, y ahora lo cambiaron por otro donde anuncian que sólo atenderán urgencias. Hasta el momento, ninguna autoridad ha fijado una postura sobre el cierre del centro de salud que afecta a población vulnerable y que vive en situación de marginación y pobreza. El martes 12 por la noche, un grupo armado irrumpió en la unidad de atención médica y se llevó por la fuerza a un enfermero identificado como Oscar Iván García Urbina, de 26 años, quien fue localizado con vida durante la madrugada del siguiente día al poniente de la capital. La víctima estaba desnudo, presentaba huellas de tortura y los agresores dejaron junto a él una cartulina con el siguiente mensaje: "Esto me pasó por violador y sigue mi compañero. No tengo madre ni hermanas". Desde hace un par de semanas han sido encontrados en lugares públicos varios jóvenes torturados de la misma manera y con mensajes donde los acusan de "robo y extorsión", así como videos que han difundido en redes sociales donde aparecen sujetos encapuchados golpeando con una tabla a presuntos delincuentes. Las autoridades de los tres niveles han sido omisas ante este tema que advierte sobre la presencia de un grupo armado en la capital que está haciendo justicia por propia mano y desplazando a las autoridades de su función de garantizar la seguridad pública para la sociedad.

Comentarios