Reprochan impunidad en ataques contra migrantes en Tabasco

lunes, 25 de abril de 2016
VILLAHERMOSA, Tab. (apro).- Migrantes centroamericanos siguen siendo víctimas de asaltos, secuestros, extorsiones, violencia sexual, homicidios y desapariciones de bandas delictivas y del gobierno federal, estatal y municipales, denunciaron organizaciones civiles defensoras de derechos humanos. En el marco del V aniversario de “La 72, Hogar-Refugio para Personas Migrantes” de Tenosique, Tabasco, el director del albergue Fray Tomás González Castillo dijo que sólo de enero a abril del año pasado, 476 migrantes sufrieron asaltos, extorsiones y otros delitos, y 25 mujeres fueron víctimas de violación, lo que ya se está documentando para presentar un informe completo. Por estos hechos se presentaron 150 denuncias ante autoridades locales y federales, sin embargo no hay justicia para las víctimas, deploró el religioso. Manifestó que el Hogar-Refugio La 72 acompañó a los migrantes a interponer denuncias contra elementos del Ejército, PGR, Policía Federal, Instituto Nacional de Migración (INM), policía estatal y municipal, incluso, contra agentes de la Dirección de Tránsito del municipio de Tenosique. En rueda de prensa en el Comité de Derechos Humanos de Tabasco (Codehutab) en esta capital, Fray Tomás mencionó que el año pasado 11 mil migrantes pasaron por Tabasco y este año va en aumento, pese a que el flujo se detuvo un poco por el programa federal de la Frontera Sur. Citó que en marzo pasado entraron al estado más de mil 300 migrantes y si la tendencia sigue así, a finales del 2016 habrán transitado por Tabasco entre 12 mil y 13 mil indocumentados centroamericanos. Destacó que en esta nueva oleada de migrantes, muchos son niños y niñas de entre 13 y 17 años, en su mayoría de Honduras, El Salvador y Guatemala que viajan solos huyendo de la violencia de sus países de origen. “Los no acompañados cada vez van en aumento, hay muchísimos niños y niñas que vienen viajando solos huyendo de la violencia de sus países, del abandono familiar, de las drogas, de los maras”, manifestó. Fray Tomás acusó de omisas e indiferentes a las autoridades federales, estatales y municipales y tachó de “simulación” el trabajo de la fiscalía estatal especializada para delitos contra los migrantes, porque de las denuncias presentadas “hasta hoy no hay ninguna consignación”. José Knippenn del Centro de Análisis e Investigación AC, (Fundar) de la ciudad de México, acusó a elementos del gobierno federal, estatal y municipales de incurrir en asaltos, extorsión, secuestros, violación y, en el peor de los casos, homicidio y desaparición de migrantes. Resaltó que este es un diagnóstico de Fundar sobre la situación de los derechos humanos de las personas en desplazamiento forzado y cuyas recomendaciones, dijo, las hacen llegar a los gobierno de México y Estados Unidos. Sor María Tello Clara, de la casa del caminante Tatic Samuel Ruiz de Palenque Chiapas, terció y acusó también que tanto policías y criminales continúan cometiendo delitos contra migrantes. Los policías, abundó, les disparan con balines para detenerlos y los golpean con macana eléctrica. “Yo les decía (a los migrantes) que los acompañaba a denunciar los hechos, pero respondían que no porque tenían miedo, porque si caían en manos del INM les iba peor, por eso callan”, reseñó. Además, añadió, policías y transportistas se han puesto de acuerdo para cobran el pasaje y dejarlos pasar, pero les vuelven a cobrar 200 pesos por cada reten que pasan, por eso prefieren caminar con el riesgo de ser secuestrados. Amado Zacarías Esteban, del Centro de Atención a Migrantes del municipio de Macuspana, dijo que muchos migrantes se quejan que delincuentes se visten de policías para asaltarlos, igual que los del INM. “Los del INM corren a detener a los migrantes, en los matorrales y hasta en las casas de las comunidades porque dicen que les pagan 500 dólares por cada uno que agarren, eso es una buena lana y si detienen a varios en el día, les sale una buena ganancia”, acusó.  

Comentarios