Desalojo en Congreso de Chiapas deja siete policías con 'lesiones no graves”

miércoles, 27 de abril de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Siete policías municipales resultaron con “lesiones no graves” al desalojar del Congreso de Chiapas a un grupo de indígenas que exigía la renuncia de la alcaldesa de Chenalhó, Rosa Pérez Pérez, informó el gobierno estatal. En un comunicado precisó que los policías resultaron lesionados por las piedras y palos que lanzaron los indígenas, quienes desde el mediodía de ayer tomaron el recinto legislativo ubicado en Tuxtla Gutiérrez y por aproximadamente siete horas retuvieron a diputados, funcionarios y ciudadanos. Como resultado del operativo “disuasivo” de los policías, que se realizó “con la finalidad de garantizar la integridad y seguridad de la ciudadanía”, los manifestantes se retiraron hacia el municipio de Chenalhó, añadió. Asimismo, detalló que en el operativo participaron agentes de la Procuraduría General de Justicia del estado, Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana y Policía Municipal de Tuxtla Gutiérrez. Desde la una de la tarde de ayer, alrededor de 400 indígenas bloquearon la entrada y salida del Palacio Legislativo, incluido el estacionamiento, para exigir la renuncia de Pérez. Sin embargo, en lugar de buscar un diálogo con los inconformes, el presidente de la Mesa Directiva, Eduardo Ramírez, optó por huir del recinto. Posteriormente escribió en su cuenta de Twitter que en Chiapas, especialmente en la zona indígena, se deben hacer valer los derechos de la mujer en cuanto a términos de paridad de género en cargos de elección popular. “Se respetará la paridad de género en cargos de elección popular que ya tienen ganados las mujeres. El Congreso del estado no dará lugar a presiones y chantajes políticos para sustituir a una mujer por un hombre, toda vez que son espacios que legítimamente ganaron las mujeres con el voto ciudadano”, apuntó Ramírez Aguilar.

Comentarios