Con ataques a Cué, inicia campaña candidato del PT

domingo, 3 de abril de 2016
OAXACA, Oax. (proceso.com.mx).- El gobierno de Gabino Cué recibió en su administración 450 mil millones de pesos ¿dónde están? Con esa pregunta inició su campaña el candidato del Partido del Trabajo (PT) a la gubernatura, Benjamín Robles Montoya, al tiempo que insistió en solicitar “juicio político” contra su examigo Cué porque se ha enriquecido y desviado 10 mil 712 millones de pesos de los recursos públicos, por eso, afirmó, “Gabino ya pactó con Murat el regreso del PRI al gobierno”. El excolaborador y amigo de Gabino Cué durante 20 años dijo que este hurto es superior “a los recursos robados por José Murat Casab y que fueron de ocho mil 866 millones de pesos, de ahí el origen de los departamentos y casas de lujo que compró la familia Murat en los Estados Unidos”. Con el lema “¡Ya basta!” de tanta corrupción, de tanto inútil y de tanta impunidad, Robles Montoya insistió en la destitución de su otrora amigo porque le quedó grande el cargo y porque se ha enriquecido. Antes, el comisionado nacional del PT, Óscar González Yáñez invitó a su “paisano” Alejandro Murat a dejar en paz a Oaxaca, al tiempo que le propuso mejor hacer campaña para el próximo año en el Estado de México, de donde ambos son originarios. “Yo vengo de un estado del centro del país llamado Estado de México. A mi querido paisano Alejandro Murat le digo: yo estoy aquí de visita, él no sé qué anda haciendo aquí porque él es del Estado de México. Es lamentable una persona que se quita hasta el apellido, que niega hasta su familia, que niega a su padre. Imagínense si es capaz de negar a su padre, qué será capaz de hacer por la gente que dice que va a apoyar”. En la Alameda de León, González Yáñez también arremetió contra Gabino Cué al afirmar que “se quedó con el cambio o mejor dicho te quedaste hasta con el cambio”, ironizó respecto al desvío de recursos y quebranto patrimonial. Luego recordó la traición de Gabino porque habían acordado que para la coalición PAN-PRD-PT apoyarían al mejor hombre y al mejor posicionado. ¿Y qué hizo?, cuestionó González Yáñez, “se equivoca y nos traiciona, prefirió a un empleado que le cubra (las irregularidades)”. Por su parte, la esposa del candidato, Maribel Martínez Ruiz, se lanzó contra Gabino Cué y contra Alejandro Murat. Relató que hace seis años “yo estaba embarazada de Victoria y se me adelantó el parto. Benjamín tuvo que llevársela al Hospital de la Niñez y estaba en huelga. Una enfermera me atendió. Al día siguiente me dieron de alta y fui a ver a mi hija. Estaba toda entubada, conectada de pies a cabeza y Benjamín rogando a Dios por su salud. “Estando ahí, ya reclamaban la presencia de Benjamín en la campaña de Cué y yo le pedí que volviera a la lucha junto con Gabino mientras yo me quedaba sola con mis hijos”. Y a la vuelta de la esquina le pagan con esta traición. Martínez Ruiz le mandó el siguiente mensaje a Cué: “Si Benjamín te ayudó y luchó por ti y me dejó sola con mis hijos para luchar por Oaxaca, hoy le buscas tapar el paso. Eres lo mismo que Murat. Ahora lo paseas en el estadio (de futbol de los Alebrijes), pero a Benjamín nadie lo detiene porque cuenta con su familia”. Finalmente dijo que esta campaña del PT es austera mientras que Alejandro Murat tiene mil 500 millones de pesos para comprar el voto pero, agregó, no le va a alcanzar para comprar la dignidad de los oaxaqueños.

Comentarios